Avances en la cría de atún rojo en cautividad
Científicos del Instituto Español de Oceanografía (IEO) han obtenido un año más puestas viables de atún rojo sin necesidad de inducción hormonal. Esto supone una nueva oportunidad para estudiar la manera de criar en cautividad esta especie amenazada. Los investigadores confían en superar ampliamente los resultados obtenidos en los dos años precedentes, en los que se alcanzaron supervivencias de 73 y 110 días respectivamente.

Desde el 9 de junio, en las instalaciones del Centro Oceanográfico de Murcia del Instituto Español de Oceanografía, se obtienen diariamente puestas de huevos viables de atún rojo en el marco del proyecto SELFDOTT (From capture based to SELF-sustained aquaculture and Domestication Of bluefin tuna, Thunnus Thynnus). Alrededor de sesenta ejemplares de esta especie se encuentran ubicados en dos jaulas flotantes de veinticinco metros de diámetro y veinte metros de profundidad en la bahía de El Gorguel (Cartagena).

De este modo, se han conseguido puestas masivas que superaron los diez millones de huevos en un solo día. En el año 2009, se obtuvieron las primeras puestas tras inducir hormonalmente a los reproductores con implantes de GnRH, y en 2010, al igual que en esta última ocasión, se obtuvieron de forma espontánea, sin necesidad de ningún tipo de inducción hormonal.

Este es el tercer año consecutivo que el IEO obtiene puestas viables de atún rojo. Es decir, que los reproductores de atún han alcanzado un grado de domesticación muy importante, como consecuencia de su permanencia en dichas jaulas experimentales durante más de cuatro años. Se están acostumbrando a su hábitat y, por tanto, las posibilidades de reproducción son mayores.

El objetivo ahora es sentar las bases para el desarrollo de técnicas que permitan el cierre del ciclo biológico de la especie y la producción de juveniles mediante técnicas de acuicultura de forma independiente de las poblaciones naturales. Cuentan para ello, desde hace un año, con la colaboración del experto japonés en cultivo de atún rojo del Pacífico, Manabu Seoka. El atún rojo es una especie emblemática que lleva alimentando a las poblaciones mediterráneas durante milenios, pero la sobrepesca está llevando a esta especie al borde de la extinción.

Si se consigue una producción integral mediante técnicas de acuicultura, tal y como ocurre con especies como la dorada, la lubina, el rodaballo o el salmón, puede garantizar su consumo, al tiempo que se reduce la presión sobre las poblaciones naturales y contribuyendo por tanto a su recuperación.