Bolivia plantará 10 millones de árboles
El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha comenzado una campaña para reforestar su país. El objetivo es plantar 10 millones de árboles durante un año. Además, ha creado un nuevo Ministerio de la Madre Tierra. El anuncio de este refuerzo en las políticas medioambientales se hizo en la clausura de la Primera Conferencia Mundial de los Pueblos sobre el Cambio Climático y los derechos de la Madre Tierra, celebrada en la región de Cochabamba y que congregó a 40.000 representantes indígenas y de movimientos sociales de 145 países de los cinco continentes.

El plan es que, cada uno de los diez millones de bolivianos plante un árbol en su país hasta el 22 de abril de 2011, cuando se celebrará el Día Internacional de la Madre Tierra. Evo Morales añadió que “no se trata de plantar y abandonar, sino que hay que plantar y cuidar. Y personalmente voy a controlarlo”. El presidente boliviano predicó con el ejemplo y plantó un árbol que coronó con la bandera de Bolivia. El vicepresidente del país, Álvaro García Linera, que también estaba presente en el acto, plantó otro árbol de la misma especie, un ceibo (en la imagen).

Además de la reforestación que, con la ayuda de sus compatriotas, pretende Evo Morales, también quiere crear un nuevo ministerio de la Madre Tierra que vele por los derechos de la “Pachamama” (Madre Tierra, en aimara). Afirmó que “no podemos quedarnos solamente defendiendo políticas, sino que debemos poner en práctica las resoluciones de la Conferencia Mundial de los Pueblos sobre el Cambio Climático”, dijo. Evo Morales afirmó que quiere entregar en Nueva York al secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon, las diecisiete conclusiones de este evento, con el objetivo de que todos los jefes de Gobierno se impliquen en la propuesta. Así mismo, quiere proponer que el acceso a agua potable y de calidad sea reconocido como un derecho universal dentro de la carta de Derechos Humanos de la ONU.