Bombillas OLED y conciencia ecológica
Actualmente, más del 20% de todo el gasto en energía eléctrica producida en el planeta se utiliza para el alumbrado. En Europa, es una cuarta parte. La energía utilizada para el suministro de iluminación produce gases de efecto invernadero comparable al 70% de las emisiones de los turismos de todo el mundo. Por ello, cualquier iniciativa que promueva un menor consumo en la energía que necesitan las bombillas será bienvenida.

La iluminación OLED es, al menos, cinco veces más eficiente que las luces incandescentes convencionales. La adopción generalizada de la iluminación OLED, por tanto, podría suponer una disminución de las emisiones de gases de efecto invernadero. Las bombillas OLED o LED Orgánicas pueden representar, pues, un cambio de paradigma en el consumo de la iluminación general. Las innovaciones creadas por el Proyecto OLED100 de Europa darán lugar a un nuevo tipo de fuente de luz más eficiente, al tiempo que más barata de producir. La iluminación OLED proporcionará el máximo nivel de iluminación eficiente y será accesible a personas de todo el mundo. El Proyecto OLED 100 busca el coste más competitivo de fabricación de bombillas de bajo consumo responsables con el medio ambiente en la industria europea. Este proyecto ganó el Premio al Mejor Proyecto TIC para la Eficiencia Energética de la Unión Europea. OLED significa, traducido, diodo orgánico de emisión de luz y su funcionamiento se basa en una película de componentes orgánicos que, bajo ciertos estímulos, emiten luz por sí mismos.

Por último, habría que aclarar que, aunque se inventen nuevos dispositivos más eficientes energéticamente, no significa que se ahorre más energía. Según un estudio publicado en la revista científica Journal of Physics D: Applied Physics el desarrollo de una tecnología mucho más eficiente puede producir el efecto contrario. Así ha ocurrido en el pasado. La invención de nuevos sistemas para producir luz de forma más eficiente ha supuesto, debido a la reducción de costes, un mayor consumo. Hablando en plata, se han usado más bombillas y se han dejado más tiempo encendidas. Así pies, no hay que dejar toda la responsabilidad a la técnica y a las nuevas invenciones. Cada uno de nosotros se debe concienciar de la propia responsabilidad ante el medio ambiente.