El bambú: Los mil usos de un recurso sostenible
El bambú es un recurso natural y ecológico con un sinfín de aplicaciones. Ya en la antigua civilización oriental se le daba uso en muchos aspectos de la vida diaria. Incluso puede afirmarse que, de un modo u otro, el bambú formaba parte de la vida y la cultura del pueblo asiático. Y sigue haciéndolo, en forma de suministro de materiales de construcción, la música, la calefacción, la ropa o el mobiliario y la alimentación.

En el actual mundo global, el bambú también tiene un gran protagonismo como recurso sostenible en campos de lo más variados, desde los mencionados hasta otros innovadores que buscan la obtención de energía mediante el aprovechamiento de la fotosíntesis.

Pese a que en muchos entornos todavía sigue considerándose un material asociado a la pobreza (en algunos sitios se le llama “madera del pobre”), el redescubrimiento de su gran potencial está evitando en muchos casos que se sustituye por plástico u otros materiales contaminantes.

El bambú: Los mil usos de un recurso sostenible
No en vano, es un recurso sostenible con grandes aplicaciones, que no cesan de surgir, convirtiéndolo en una firme apuesta de futuro que, en muchos casos, ya es una realidad. Veamos algunos de los principales usos de esta eco madera, conocida desde tiempos inmemoriales como la “planta mágica”:

Material de construcción

Con bambú podemos construir casas, cobertizos, vallas, muros, andamios, tuberías, pilares, vigas, acueductos, muebles y otros muchos objetos y utensilios. Se trata de un material renovable, que crece mucho más rápido que la madera convencional y ofrece ventajas técnicas como su resistencia a fuerzas mecánicas, pues da más seguridad que el acero o hierro, aisla, no es sensible a la humedad y tampoco no se oxida.
Seguir leyendo

Deforestacion cero Noruega 2
Aunque los noruegos no son un ejemplo en respeto a los animales, tanto salvajes como sometidos por el ser humano en granjas o zoológicos, sí es cierto que tienen iniciativas interesantes en lo que respecta al cuidado forestal. Y no solo de su país, sino a nivel global.

Frente a la reciente noticia que venía de aquel país sobre la truculenta acción de decapitar a una cebra de un zoo para darla a comer a los tigres porque “había demasiadas”, o a la caza de lobos, no puede negarse que tienen una política ambiental que roza la perfección.

Su nota medioambiental, según el índice Better Life de la OCDE, la califica con un 9,2 sobre 10 puntos de media. A ello ha contribuido el control de las emisiones provenientes del uso de la madera como combustible. Todo un mérito de cara a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, y que también complementa con una política exterior solidaria para la conservación de selvas tropicales.

Noruega, el primer país del mundo comprometido con una deforestación cero
La última noticia sobre este particular ha convertido a Noruega en un país pionero en la lucha institucional contra la deforestación cero. En concreto, esta mítica tierra de vikingos es la primera nación del mundo que se compromete a respetar este principio en su política de contratación pública, según informa en un comunicado Ranforest Foundation Norway.

Un paso importante para proteger las selvas

“Esta es una victoria importante en la lucha para proteger la selva tropical. En los últimos años, un número creciente de compañías se han comprometido a poner fin a la adquisición de bienes que se puedan vincular a la destrucción de la selva, y también se necesitan compromisos similares de parte de los gobiernos”, explica Nils Herman Ranum, de Ranforest Foundation Norway.
Seguir leyendo

Las amenazas ambientales globales se disparan
La última evaluación ambiental de la ONU a nivel mundial nos alerta de lo tocado que anda, si bien aún hay algo que podemos hacer al respecto. Básicamente, se trata de soltar el pie del acelerador y pararse a reflexionar sobre qué estamos haciendo y las consecuencias que de ello se derivan. Pero, sobre todo, la clave es actuar.

¿Pero, actuar para qué, dónde, cómo? El estudio enumera una serie de amenazas que pueden considerarse comunes en todo el mundo, y frente a las que se puede hacer causa común.

Más allá de mencionarlas, la particularidad del estudio, titulado “Perspectivas del Medio Ambiente Mundial (GEO-6): Evaluaciones Regionales”, está en su advertencia sobre la velocidad de los acontecimientos.

De acuerdo con el informe, realizado por más de un millar de científicos de todo el mundo dentro del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), el cambio ambiental que está afectando al mundo ocurre a una velocidad mucho más rápida de lo que se creía.

Impactos del cambio ambiental

El impacto ambiental producido por el deterioro del entorno ocasionado por el ser humano puede , en efecto, tiene distintas caras, a cual más alarmante. Entre otros, el daño a los ecosistemas marinos, los eventos extremos asociados al cambio climático o las consecuencias aparejadas a un aumento de la contaminación atmosférica.

Las amenazas ambientales globales se disparan
Las amenazas ambientales comunes, según el trabajo, están intensificándose rápidamente en casi todas las regiones del mundo. Como problemas principales a combatir se citan la sobrepoblación, la imparable urbanización, un nivel de consumo insostenible, la desertificación, la degradación de la tierra y el cambio climático.
Seguir leyendo

¿Qué es la seguridad ambiental y por qué es importante?
La seguridad ambiental es uno de esos conceptos que no tiene sentido sin su antónimo. O, lo que es lo mismo, hablando de seguridad ambiental estamos intentando protegernos de la inseguridad que crean las amenazas que enfrenta el medio ambiente y, por supuesto, también nosotros como especie que depende de su entorno para la supervivencia.

Una primera aproximación al concepto obliga a hacer un pequeño repaso histórico de la perspectiva internacional en la que se engloba. No en vano, la idea de seguridad ambiental está relacionada con la forma en la que vivimos a nivel geopolítico. Básicamente, partiendo de la división del mundo en países que, como es bien sabido, históricamente han hecho girar su política militar en los conflictos armados, así como en la protección frente a distintos peligros.

En la actualidad, el enemigo ha cambiado y, sobre todo, se ha multiplicado. Tanto porque se tienen más recursos para combatirlos como por el surgimiento de nuevos objetivos, acordes con los nuevos tiempos.

¿Qué es la seguridad ambiental y por qué es importante?
Por lo tanto, la seguridad ambiental puede considerarse un problema global que se aborda tanto a nivel institucional siguiendo políticas nacionales como desde un enfoque internacional. Es inevitable que así sea, y no sol porque las amenazas que sufre el medio ambiente también lo son, sino también porque la perspectiva de seguridad militar ha dado paso a una visión más amplia que, junto con la necesidad de seguridad ambiental, se suman otros temas relacionados con la pobreza, la inseguridad alimentaria, la inestabilidad social.
Seguir leyendo

5 curiosas maneras de reforestar el planeta
Reforestar significa volver a sembrar o cultivar plantas en zonas donde antes las había. De forma general, puede considerarse que la reforestación del planeta consiste en contrarrestar el desastre ambiental que supone la tala indiscriminada de los bosques naturales con la plantación de vegetales, en especial árboles.

Entre otros factores, la importancia de la reforestación tiene que ver tanto con el papel clave que juegan los sumideros de carbono como con la necesidad de crear o reponer nuevos hábitats en los que se desarrollen los distintos ecosistemas.

Pero no solo eso, porque además estamos en una cuenta atrás alarmante, que nos dejará sin árboles en un suspiro. En concreto, al actual ritmo de deforestación, los árboles desaparecerán en 300 años, advierte un reciente estudio internacional liderado por la Universidad de Yale, el más preciso hasta la fecha.

Así pues, teniendo claro el qué, el dónde y el por qué, queda pendiente el cómo. Justamente, en este post nos centraremos en el modus operandi, y no será uno cualquiera, sino distintas maneras de hacerlo, a cuál más original.

1. Bosques flotantes

Los árboles flotantes son una manera insólita de reforestar el planeta. Por lo pronto, va a llevarse a cabo de forma experimental en la ciudad de Róterdam.

El proyecto obedece a la intención de compensar la pérdida de zonas verdes en la capital holandesa y va a ser una realidad en los próximos meses. Sus impulsores son un grupo se empresarios y diseñadores holandeses que quisieron encontrar un nuevo hogar a los árboles urbanos que se retiran de la vía pública para acabar almacenándolos en un lugar conocido como el Bomendepot.

5 curiosas maneras de reforestar el planeta

2. Plantación masiva con drones

Los drones, esos pequeños aviones no tripulados, han demostrado ser capaces de plantar mil millones de árboles por año gracias al proyecto de Lauren Fletcher.
Seguir leyendo

Amazonia, crónica de una muerte anunciada
La Amazonia pierde selva sin cesar y su regeneración brilla por su ausencia. Un gravísimo problema, porque su capital verde es inmenso, pero no infinito. La cuenta atrás comenzó hace 65 años y todavía no se ha detenido. ¿Estamos ante la crónica de una muerte anunciada?

Si la tendencia no se revierte, sin duda lo estamos. Es de cajón. Si va diezmándose, no hay otro final posible: acabará desapareciendo. Así de dramático, así de triste: el pulmón del planeta, una de las zonas más biodiversas que todavía atesoramos tiene los días contados.

Amazonia, crónica de una muerte anunciada

Un sinfín de amenazas

¿Pero, qué las amenaza? Su destrucción comienza en 1970 considerado el inicio de un periodo que finaliza en 2000, y que supuso una pérdida de bosque de un 9,7 por ciento, según un reciente estudio publicado por la Red Amazónica de Información Socioambiental Georreferenciada (RAISG).
Seguir leyendo

Impacto ambiental de la fabricación y consumo del papel
Como es bien sabido, la fabricación del papel poluciona tremendamente. Aunque no todo el papel tiene el mismo impacto ambiental, pues los procesos de elaboración y su ciclo de vida son variables, por norma la producción de papel es sinónimo de contaminación.

El sector papelero es una industria que tiene mucho que mejorar, qué duda, cabe, pero no es menos cierto que reducir el consumo y optimizar el uso y reciclaje del papel es responsabilidad de todos.

Consumo de papel: adiós a los árboles

Es fácil reparar en la gran presencia del papel en nuestra sociedad. Desde la revolución que supuso la imprenta, y sobre todo los mass media, el papel está por tordas partes.

A ello hemos de añadir el boom de los envases y embalajes en general en los tiempos modernos. La era post industrial nos ha traído materiales de mil tipos, y el papel tiene un sinfín de aplicaciones como tales, así como en forma de folios y un sinfín de accesorios que usamos (y de los que a menudo abusamos) en la vida cotidiana.

Impacto ambiental de la fabricación y consumo del papel
Su consumo por habitante es de una media de varios cientos de kilos por habitante y año. En España, por ejemplo, cada español gasta una cantidad de papel equivalente a cuatro árboles de 12 metros de altura.
Seguir leyendo

¿Por qué Greenpeace está en contra del boicot a Nutella?
La ministra francesa de Ecología, Ségolène Royal, no ha dudado en pedirnos que dejáramos de comprar Nutella. Lo ha hecho esta misma semana y su llamamiento ha tenido un importante impacto mediático, pero no tardó ni 24 horas en pedir disculpas por sus palabras.

¿La razón de su denuncia? Muchos activistas y consumidores responsables sabían bien a qué se refería antes de dar explicaciones. El aceite de palma es un gran enemigo de los bosques, sobre todo en África y Asia. Su cultivo es uno de los principales motivos de que los orangutanes y demás biodiversidad selvática estén contra las cuerdas a causa de la previa deforestación practicada, que supone el fin de valiosos e irremplazables ecosistemas además de contribuir al agravamiento del cambio climático.
Seguir leyendo