El Nissan Leaf cada vez más cerca del usuario final
El fabricante japonés de automóviles Nissan ha comenzado la producción en cadena del que promete ser su modelo de coche ecológico más exitoso, el Nissan Leaf. Es en su planta de Oppama donde se están ensamblando las piezas de este coche que comenzará a venderse a finales de este mismo año 2010 en Japón y Estados Unidos, y a principios de 2011 en Europa. Por tanto, el Nissan Leaf comenzará a ser una realidad. Y nos referimos a que comenzará a verse por las calles de las contaminadas grandes ciudades y no sólo en las ferias automovilísticas y de productos ecológicos.

Se han aprovechado otras líneas de producción para fabricar el Nissan Leaf, que lleva el tanque de combustible (en esta caso, la batería eléctrica) y el motor en el mismo lugar que los modelos de gasolina de la fábrica. Por su parte, las baterías de ion-litio serán hechas por la empresa Automotive Energy Supply Corp (AESC), una empresa de la que participan Nissan Motor Co. y NEC Corporation.

Nissan prevé producir 50.000 vehículos ecológicos al año. El próximo paso para la comercialización del Leaf será comenzar a producirlo en la plantas de Smyrna, Georgia, en Estados Unidos, y de Sunderland, en Reino Unido. Ambas plantas sumarán un total de 200.000 unidades al año.

En Estados Unidos, hace meses que se puede reservar un Nissan Leaf con tan sólo dejar un depósito de 99 dólares. Más de 20.000 personas ya lo han hecho. En España, se comercializará (si todo va según lo previsto) a partir de junio de 2011 y se podrán hacer las reservas desde marzo.

El Nissan Leaf es una berlina de cuatro puertas y cuatro o cinco plazas, una longitud de 4’44 metros y un motor eléctrico con una potencia de 80 kilovatios (lo que corresponde a 107 CV). Pesa 270 kilogramos y puede alcanzar una velocidad de más de 140 km/h.