Gotarrendura y Bilbao premiadas por ser comunidades habitables
Los premios LivCom comenzaron a otorgarse en 1997. Están respaldados por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA). Son uno de los premios más importantes del mundo en lo que respecta a reconocer de manera internacional las mejores prácticas en materia de gestión del medio ambiente por parte de las comunidades locales. El objetivo final de LivCom es desarrollar y compartir esas prácticas en el ámbito internacional y mejorar así la calidad de vida de los ciudadanos con la creación de comunidades más habitables.

En la edición de los premios LivCom 2011, una pequeña localidad de Ávila, en España, en la que viven 174 personas, Gotarrendura, ha logrado uno de estos premios por “buenas prácticas medioambientales y de comunidad social sostenible”, en la categoría de menos de 20.000 habitantes. El premio se dio a conocer en Corea del Sur y fue recogido por el alcalde del municipio, Fernando Martín.

Los premios LivCom reconocen la creación de entornos sostenibles. Para Gotarrendura supone, por tanto, un gran éxito que avala el compromiso del Ayuntamiento y de todos sus ciudadanos con el respeto al medio ambiente, el desarrollo sostenible y el bienestar.

Entre otras acciones, en Gotarrendura se ha desarrollado un albergue de peregrinos (en la imagen) con una estancia de cerramiento BIPV (Building Integrated Photovoltaics) que produce energía limpia y gratuita gracias al Sol. Además, parte del territorio de la mancomunidad a la que pertenece Gotarrendura está declarado como zona ZEPA (Zona Especial de Protección de las aves).

También Bilbao ha tenido su propio reconocimiento en estos premios internacionales. El certamen ha premiado su proceso de transformación y regeneración urbana, ya que ha ganado un premio en el apartado “Mejora de los Paisajes Natural y Construido”. Así, Bilbao se está convirtiendo en una comunidad local sostenible y habitable desde una perspectiva ecológica y humana.

Los premios LivCom son independientes y están gestionados por una organización sin ánimo de lucro. Pueden participar localidades de cualquier país y cultura. Más de cincuenta países han sido representados en los premios.