Incautan en Kenia más de 400 colmillos de elefante
Se ha requisado en el puerto de Mombasa, Kenia, un cargamento de 465 colmillos de elefante. Así lo han informado las autoridades del país africano, que han precisado que el valor de la mercancía decomisada podría llegar a 150 millones de chelines (más de un millón de euros).

Los traficantes obtuvieron la carga en varias regiones de Uganda, Tanzania y posiblemente Zimbaue. Después, la empaquetaron en Nairobi para su exportación. Éstas son las explicaciones de Arthur Tuda, miembro del Servicio de Conservación de la Flora y Fauna de Kenia (KWS), al cargo de la investigación.

Los colmillos de elefante habían sido camuflados como esculturas de esteatita, un material que se usa para fabricar papel, cartulina, lacas, pinturas, cerámica o, incluso, productos cosméticos. El destino del cargamento era Hong Kong.

El cargamento había sido declarado como un surtido de artesanía destinado a Hong Kong, pero los agentes de aduanas lo escanearon y albergaron sospechas, así que decidieron revisarlo cuidadosamente.

Hallaron once cajas de madera con veinticinco piezas de colmillos de elefante y quince cajas de cartón con sesenta y una piezas de colmillos. El resto de cajas eran usadas para camuflar las esculturas de esteatita y de madera. Otros tenían mosaicos y otros adornos. Algunos de los colmillos incautados eran más altos que una persona.

La empresa que procesó la documentación de la carga ha sido suspendida mientras se efectúa una investigación. El alijo se ha descubierto meses después de que las autoridades del puerto de Mombasa incautaran 87 colmillos de elefante, por lo que se comenzó a sospechar que dicho puerto pudiera ser un punto de tránsito del comercio ilegal de marfil.

El pasado julio, el presidente de Kenia, Mwai Kibaki, prendió fuego a casi cinco toneladas de colmillos de marfil como símbolo de condena de la caza furtiva de elefantes.

Según el periódico Daily Nation, la población de elefantes en Kenia llegó, en 1989, hasta los 16.000 individuos. En los años setenta del siglo XX había unos 167.000 ejemplares. La caza ilegal ha descendido de forma significativa en Kenia en las últimas décadas. La población actual de elefantes se calcula en unos 37.000 ejemplares.