Indonesia quiere desarrollar su energía geotérmica
Continuamente se buscan nuevas formas de obtener energía de las fuerzas de la Naturaleza. Ya se produce energía a partir del sol, del viento, del agua de los ríos y del mar. Pero, en menor medida, también se aprovecha la energía que se concentra en los volcanes.

El gobierno de Indonesia, cuyas 17.000 islas contienen cientos de volcanes, ha anunciado planes para aprovechar energéticamente su potencial. El objetivo inicial es que en 2014 se puedan generar 4.000 Mw (megawatios) de energía proveniente de los volcanes. La mayoría de expertos creen que este país tiene el mayor potencial de energía geotérmica del mundo. Sin embargo, por el momento, sólo una pequeña fracción de ese potencial geotérmico ha sido aprovechado. Se estima que el archipiélago posee cerca de 40% del potencial mundial de energía geotérmica.

Indonesia es un país pobre. A pesar de ciertos avances económicos conseguidos gracias a las inversiones extranjeras y las reformas financieras, un 18% de sus 320 millones de habitantes vive en la pobreza, de los que un 35% no puede ni siquiera acceder al suministro eléctrico. En la actualidad, este país cubre gran parte de sus necesidades energéticas con el carbón. La intención de su gobierno es aprovechar el potencial geotérmico de sus volcanes y conseguir un mayor desarrollo económico y una disminución de la pobreza de sus habitantes, además de generar energía limpia y no depender del carbón como fuente de energía.

Como suele suceder, el problema es el dinero. Una planta geotérmica tiene un coste dos veces mayor que el de una planta que funcione con carbón y, además, supone muchos más años en investigación y desarrollo para que se pueda poner en marcha. El gobierno, por tanto, está buscando ayuda de inversores privados, ya sea el Banco Mundial, ya sean países como Japón o Estados Unidos. Y es que, a pesar de su ventaja teórica, en la explotación de la energía geotérmica Indonesia va a la zaga de Estados Unidos y Filipinas.