Los koalas en peligro
El koala, junto al canguro, es el animal nacional de Australia. Aunque es mucho más difícil de ver en su hábitat natural. Y, por desgracia, cada vez va a ser más difícil, pues su población está decreciendo. El número total de koalas está disminuyendo peligrosamente. Una comisión del Senado ya ha pedido en un informe que sean tratados como una especie en peligro de extinción.

Los datos manejados señalan que hay entre cincuenta mil y cien mil koalas. Pero los propios autores del estudio reconocen que no es fácil hacer un cálculo aproximado certero. En la región conocida como Gold Coast, al este del continente australiano, se calcula que la población de koalas ha disminuido en un 80% en veinte años.

Varios factores son los causantes de esta peligrosa situación para el marsupial más famoso de Australia, pero, la principal es la pérdida de hábitat causada por el desarrollo urbano y la expansión de los terrenos agrícolas. El koala necesita de grandes áreas de bosque de eucaliptos para su alimentación y refugio. Sólo algunas especies de árboles pueden servirle de morada. Pero ha tenido mala suerte, porque esos lugares son también los mejores para el ser humano, las zonas de tierra fértil. Cuando los koalas no tienen otro remedio que vivir cerca de las ciudades, a menudo sufren accidentes al ser golpeados por coches y son atacados por perros.

Además, los koalas también sufren por la climatología extrema, especialmente por las olas de calor y la sequía, que están siendo más frecuentes en los últimos años debido al cambio climático. Ante las altas temperaturas, necesitan la humedad que proporciona el follaje denso del bosque. Según los expertos, si los koalas no migran al sur, buscando temperaturas más frescas, podrían morir.

Por último, los koalas están sufriendo una variedad endémica de una enfermedad de transmisión sexual llamada clamidia (que también puede padecer el ser humano). Aun con todos estos problemas, el koala sigue sin ser reconocido como una especie en peligro de extinción por el Gobierno federal australiano.