Los pesticidas pueden dañar el cerebro de los bebés
Es bien conocido el daño que causan los pesticidas a las abejas. Su sistema de orientación se ve alterado y no logran volver a la colmena. Mueren, por esta causa, millones de abejas en todo el mundo, lo que está convirtiéndose en un grave problema medioambiental, ya que estos insectos son los mayores polinizadores de la naturaleza.

Pero el daño de los pesticidas aún puede ser más grave, pues se ha descubierto que pueden dañar el cerebro de los bebés. Las frutas y las verduras que llegan a los hogares, si proceden de la agricultura industrial o de cualquier cultivo que use químicos en exceso, en especial, los de la clase neonicotinoides (que son, precisamente, los que perjudican al sistema de orientación de las abejas), pueden causar daños al feto.

Científicos de la European Food Safety Authority han investigado a ratas en un estudio y piden que se restrinja, aún más, el uso de este tipo de pesticidas. En concreto, señalan dos químicos, llamados acetamiprid y imidacloprid, como responsables de afectar negativamente al desarrollo de las neuronas y estructuras del cerebro asociadas a funciones como el aprendizaje y la memoria. Los científicos creen que los niveles actuales de exposición son demasiado altos.

El imidacloprid ya se ha prohibido en Europa durante dos años porque es el responsable de la muerte de las abejas y otros polinizadores. En Estados Unidos, ambos químicos se pueden utilizar libremente. Algunos análisis realizados por el Gobierno del país ha detectado imidacloprid en una quinta parte de los productos de muestra, incluyendo el 60% del brócoli y la coliflor.

Los pesticidas pueden dañar el cerebro de los bebés
Imidacloprid es uno de los insecticidas más populares en Estados Unidos. Fue desarrollado por Bayer, el gigante químico alemán, y es el ingrediente activo de muchos de los productos de la marca para el control de plagas. Estos productos se pueden comprar en las tiendas especializadas. Acetamiprid es un pesticida de Nisso Chemical, aunque fue desarrollado con la ayuda de Bayer.

Prohibir todos los neonicotinoides

Europa se plantea se restringir, no sólo esos dos productos, sino toda la categoría de los plaguicidas neonicotinoides. James Ramsay, portavoz de la institución europea que ha llevado a cabo el estudio, aconseja evaluar todas las sustancias neonicotinoides antes de tomar una decisión.

En Estados Unidos, apicultores, grupos en defensa de la seguridad alimentaria y grupos ecologistas están demandando a la EPA (la Agencia Ambiental del país), que prohíba estos insecticidas.