No todas las especies se pueden salvar de la extinción
La idea es bastante polémica, desde luego. Es bastante probable que haya que elegir a qué especies salvar de la extinción. Así se cree después de una reciente encuesta que ha realizado por la Universidad de York a un grupo de expertos en conservación. Varias campañas por todo el mundo tratan de salvar a las especies en peligro. Diversas asociaciones ecologistas emplean su tiempo, su esfuerzo y su dinero en ello. Pero quizá sea un esfuerzo en vano.

La ballena, el oso polar, el tigre siberiano, el oso panda son algunos de los animales más carismáticos en este sentido. Todo el mundo sabe que están en peligro de extinción, Pero la realidad es mucho más dura: hay más de 17.000 animales amenazados, mientras que los recursos para protegerlos son cada vez más escasos.

La encuesta también preguntó sobre qué medidas se deberían tomar para preservar las especies. El resultado fue que un 60% de los expertos consultados considera que la comunidad dedicada a la conservación de las especies amenazadas debe empezar a priorizar sus opciones y reconocer que no todos los animales amenazados pueden librarse de la extinción.

La idea es de una crudeza terrible. Pero negarlo quizá sería peor. En cualquier caso, ya se han levantado las primeras voces críticas ante esta idea: “Me parece frívolo. Es evidente que ya estamos desatendiendo a muchas especies”, ha dicho Alberto Fernández, presidente de la Asociación para la Conservación y Estudio del Lobo Ibérico (Ascel). Para este experto la clave no está en elegir algunas especies y concentrar esfuerzos, sino en el modo de hacerlo: algunos fondos no se están invirtiendo adecuadamente y es un despilfarro.

Según los resultados de la encuesta, publicada en la revista Conservation Biology, los esfuerzos deben concentrarse en proteger la biodiversidad esencial para el funcionamiento de un ecosistema (lo que significa que hay especies más útiles o más esenciales que otras) y en mejorar la interactuación de los seres humanos con el medio ambiente en determinados lugares.

¿Es que no son todos los animales igual de importantes? ¿Vamos a clasificar a las especies entre una primera y una segunda categoría?