Nuevas especies descubiertas en 2009
Del mismo modo que algunos seres vivos se han extinguido por completo (y otros están a punto de hacerlo) también se descubren nuevas especies. Y algunas son verdaderas rarezas. Cada año, la Universidad del Estado de Arizona, Estados Unidos, en colaboración con un comité internacional de expertos taxonomistas, responsables de la exploración y estandarización de especies, elabora la lista de las diez especies más curiosas descubiertas durante el año anterior. Este comité se ocupa de describirlas y bautizarlas. La lista de 2009 incluye gusanos bombarderos y esponjas asesinas.

Así, el año pasado se descubrieron un pez-rana con una especie de dibujos psicodélicos en su piel, una esponja carnívora (a la que han bautizado como “la esponja asesina”), un pececillo de agua dulce que luce unos sorprendentes colmillos en su boca, una araña dorada (no se veía algo así desde 1879) y que es capaz de tejer telas de más de un metro de diámetro, un gusano marino que lanza avisos luminosos de color verde cuando se siente amenazado y una babosa de mar insectívora hallada en el Golfo de Tailandia. Además, presentaron un pez-cuchillo que puede emitir descargas eléctricas, una planta que atrapa insectos en una bolsa de más de treinta centímetros, un champiñón de unos cinco centímetros y una batata comestible hallada en Madagascar que tiene varios lóbulos en lugar de uno solo.

Además de esta curiosa lista, también publican anualmente el informe SOS (State of Observed Species), que cuantifica el número de especies descubiertas durante el año, que en 2009 han sido 18.225 (más 2.140 especies de fósiles). La intención de los científicos es concienciar sobre la riqueza de la diversidad biológica y la necesidad de explorarla y conservarla.

Quentin Wheeler, director del Instituto Internacional de Exploración de Especies, cree que esta lista nos ayuda a comprender “la importancia de los museos de historia natural y los jardines botánicos, de una manera divertida”. Además, añadió que “clasificar las especies de todo el mundo y sus características únicas son una parte fundamental para entender la historia de la vida. Nos interesa para enfrentarnos a los desafíos de vivir en un planeta en constante cambio”.