Oficinas ecológicas, verdes y sostenibles
En la actualidad existen muchos edificios de oficinas que no son sostenibles, y aunque poco a poco algunos van trasladándose a zonas que perjudican menos el medio ambiente, no todos pueden cambiar su ubicación. Pero en cualquier caso, todas ellas pueden introducir reformas y elementos que favorezcan la sostenibilidad y el entorno.

El 40% del consumo energético del mundo es responsabilidad de los edificios y entre el 40-50% de las emisiones de CO2 de una empresa lo producen los trabajadores trasladándose a su lugar de trabajo.

Para tener una oficina respetuosa con el medio ambiente tan solo tenemos que tener en cuenta unas pequeñas recomendaciones. Regulando la potencia de iluminación en días soleados, puede bajar el consumo hasta un 75%.

Medidas de ahorro de agua pueden reducir un 60% el consumo, tales como instalaciones higiénicas con cisternas de reducido volumen de agua. El reciclaje de todo tipo de productos como cartuchos, papel, pilas, bombillas, bolígrafos es también muy importante.

La productividad del empleado baja cuando la temperatura ambiente es considerablemente alta, a partir de los 24º la frecuencia de errores aumentan.