Premios de gestión ambiental
Seis organizaciones han sido premiadas en los premios europeos del sistema de gestión y auditoría medioambientales (EMAS) por su excelencia en materia de gestión medioambiental. Estos premios se conceden desde el año 2000. Los premios de este año han valorado especialmente la eficiencia en el uso de los recursos como el agua y la energía, la generación de residuos y las emisiones de carbono. El jurado estaba formado por seis expertos en la materia.

Los ganadores han sido los siguientes:

– Soc. Coop. Dog Park a r.l (Italia). Se trata de una asociación benéfica que proporciona refugio, cuidados y ayuda médica a perros callejeros y perdidos. Entre otras buenas prácticas, redujo el consumo de agua en un 30% en actividades cotidianas tales como el acondicionamiento y la limpieza de las perreras, y reutilizó papel de oficina triturado como capas absorbente en las perreras. Además, esta asociación utiliza tecnología fotovoltaica para transformar la luz solar en electricidad.

– Ecoprint AS (Estonia). Esta empresa tiene como objetivo principal el fomento de la impresión ecológica y es el primer servicio de imprenta del mercado estonio respetuoso con el medio ambiente. Así mismo, usa agua de lluvia en el sistema de mojado de la imprenta, lo que supone una reducción del consumo de agua de un 60%, según estimaciones, y una reducción del 44% del papel de oficina con respecto al utilizado en 2009. También usa energía proveniente de turbinas eólicas y paneles solares.

– Oxfam-Solidarité (Bélgica). Oxfam-Solidarité ayuda a 25 países con los ingresos de sus tiendas de alimentación y artesanía. La organización amplía la vida útil de ordenadores viejos mediante su reutilización y un servicio de reciclado. Los que no se pueden reparar se desmontan para usar algunos de sus componentes. Oxfam-Solidarité ha reducido en un 20% su consumo de papel durante los dos últimos años y ha rebajado sus emisiones de dióxido de carbono en un 10% gracias a una mejor planificación de las rutas de transporte.

– Mahou, S. A. (España). El grupo Mahou-San Miguel ha reducido su vertido de residuos en más del 90%. Además, las emisiones de dióxido de carbono se han reducido en más del 45% durante los diez últimos años gracias a un sistema de gestión energética que ha reducido las necesidades de calor y al uso del biogás como fuente alternativa de combustible.

– Hochschule für nachhaltige Entwicklung Eberswalde (Alemania). Es la Universidad de Ciencias Aplicadas de Eberswalde y se dedica al desarrollo sostenible de las zonas rurales. Esta universidad recibió elogios por elegir sus ordenadores y servidores atendiendo a su bajo consumo de energía y a la posibilidad de desmontarlos y reciclarlos. Otras medidas eficientes han sido un sistema de calefacción de gránulos de madera y el recurso a la electricidad ecológica y los paneles solares.

– Sandwell Homes (Reino Unido). Se trata de una organización de viviendas sociales con sede en West Bromwich. Se encarga de la gestión, reparación y servicios de mantenimiento de casi treinta mil viviendas propiedad del municipio. Está reduciendo el consumo de energía y el uso de materias primas en los hogares que gestiona y utiliza paneles solares y células fotovoltaicas para generar parte de la energía que necesita.