Profesiones con futuro relacionadas con el medio ambiente
En los próximos años, los requerimientos sociales y el mercado laboral estarán determinados por todo lo relacionado con el cambio climático y el desarrollo científico. Van a tener mucho futuro algunas profesiones relacionadas con el medio ambiente, las energías renovables o las nuevas formas de reciclaje.

- Creadores de microclimas. El calentamiento global obligará en muchas partes del planeta a crear microclimas artificiales. El futuro pasa por la investigación de nuevos materiales para la construcción que reproduzcan condiciones de la naturaleza y mantengan grandes espacios en unas condiciones ambientales óptimas para el crecimiento o conservación de especies en peligro de extinción. Diseñadores, arquitectos, biólogos y meteorólogos serán los encargados de realizar esta misión.

- Policías de modificación del clima. Por desgracia cada vez son más los países afectados por desastres medioambientales, para evitar grandes catástrofes se intentará provocar ciertos fenómenos meteorológicos, por ejemplo hacer que llueva en una zona que se está incendiando. Por esta razón, será necesario crear un departamento de policía especializado en la modificación del clima, con el fin de controlar, vigilar y autorizar la explosión en el aire para ocasionar la precipitación de nubes.

- Especialistas en revertir el cambio climático. Se espera un notable aumento de la demanda de profesionales capaces de frenar o reducir los efectos más devastadores del cambio climático. Estas personas tendrán la complicada tarea de “salvar el mundo” o por lo menos mitigar los efectos de calentamiento global. Para ello, será preciso contar con personas multidisciplinares, que puedan por ejemplo, crear paraguas gigantes para desviar los rayos del sol.

- Expertos en clonación forestal. Dentro de unos pocos años, la biotecnología forestal habrá superado los actuales cultivos naturales y habrá descubierto técnicas para regenerar los árboles de forma controlada. Los clones tienen la capacidad de generar el mismo vigor de crecimiento, calidad de madera y resistencia a plagas, por lo que se podrán recuperar especies perdidas y crear nuevos espacios verdes mucho más sostenibles.

- Granjeros verticales. El futuro se centrará en la producción agrícola vertical, ya que se considera más económica y ecológica. Esta idea permite vivir en una ciudad contenida en un solo edificio, donde también se cultive la comida. Se necesitarán agricultores especializados, capaces de aprovechar todos los recursos.