Proliferan las algas tóxicas en Norteamérica
En México y en Estados Unidos, un alga tóxica se reproduce hasta convertirse en plaga. Es un peligro para el resto de organismos vivos. En el país latinoamericano, en las costas del Pacífico, no sólo puede matar a la fauna marina, sino que, además, afecta la salud de las personas que viven en poblaciones como Guerrero, Oaxaca y Chiapas.

El nombre científico del algo es Pyrodinium bahamense, variedad compressum. En los últimos años aumenta su presencia en los estados mexicanos de Colima y Michoacán. Desde 1970, se han producido, al menos, 561 envenenamientos, 38 de los cuales han acabado en muerte (eso supone una tasa de mortalidad del 6%), atribuibles al alga citada y a otra llamada Gymnodinium catenatum.

El alga (que se puede confundir con otra de otra variedad, muy parecida) contiene cinco toxinas paralizantes e hidrofílicas (aparecen ante la presencia de agua) y actúan sobre el sistema nervioso. En seres humanos, se puede producir un envenenamiento por consumir moluscos contaminados. El síntoma es insuficiencia respiratoria que puede llegar a producir muerte. En peces y crustáceos, provoca deformaciones y, también, la muerte en muchas ocasiones.

Pero, ¿por qué proliferan estas algas y, más aún, su capacidad tóxica? La principal causa es el enriquecimiento de nutrientes como el nitrógeno, el fósforo y el silicio. Joan Albert Sánchez Cabeza, investigador del Instituto de Ciencias del Mar y Limnología de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México), investiga la relación del fenómeno con El Niño y La Niña.

Cambio climático y fertilizantes agrícolas

Proliferan las algas tóxicas en Norteamérica
Se ha observado que se produce un aumento de la cantidad de algas durante periodos de La Niña. Es decir, en periodos fríos. Además, el florecimiento se dispara cuando hay un aporte de nutrientes y llueve mucho. Aunque las condiciones propicias se producen durante La Niña, la reproducción masiva se produce cuando hay una transición de aguas frías a aguas calientes, durante El Niño.

En otras regiones se produce un fenómeno parecido. En la región de los Grandes Lagos, en Estados Unidos, en Cleveland y otras ciudades, también hay épocas en las que proliferan las algas. Las causas son un clima más cálido y tormentas más potentes que arrastran los fertilizantes usados en la agricultura y la ganadería hasta los lagos.