Se amplía el Parque Nacional Chaco en Argentina
La Cámara de Diputados de Chaco, Argentina, ha promulgado una ley para la expropiación de 150.000 hectáreas de la estancia La Fidelidad, en la zona de El Impenetrable. Estas tierras son una maravillosa reserva de flora y fauna en la región, ubicadas a orillas del Río Bermejo, La Fidelidad es el bosque seco subtropical mejor conservado de América del Sur. También hay animales en peligro de extinción, como jaguares, osos hormigueros y tapires.

Es especialmente importante la protección de montes de quebracho colorado, un árbol de madera robusta y rica en tanino, que fue víctima de una descontrolada tala para su explotación. Durante casi un siglo, la compañía maderera La Forestal, que extendió sus dominios por gran parte de la región chaqueña, fue la principal causante de diezmar la especie, que estuvo a punto de desaparecer.

De las 150.000 hectáreas expropiadas ahora, unas 128.903 serán destinadas a una Reserva Natural de Recursos, mientras que el resto serán utilizadas para la relocalización de criollos asentados en lo que ahora es una reserva aborigen.

Además del apoyo del Gobierno nacional, esta iniciativa cuenta con el respaldo de organizaciones ambientalistas como Greenpeace, el Banco de Bosques, la Fundación Vida Silvestre, la Fundación Ambiente y Recursos Naturales, la Fundación para el Desarrollo Justicia y Paz, el Centro de Investigaciones del Bosques Atlánticos, la Fundación Gran Chaco, Red Solidaria, la Fundación Mempo Giardinelli y la Administración de Parques Nacionales del Gobierno Nacional. La idea es que se constituya un corredor turístico que incluya los Esteros del Ibera, las Cataratas del Iguazú y La Fidelidad.

Gracias a esta iniciativa, las autoridades correspondientes deberán asegurar protección a una de las áreas con más biodiversidad de la región. Los pastizales que cubren parte del parque son el hábitat para varios insectos, y se destacan varias langostas y algún mamboretá, ambos de tonos verdes y pajizos. Las lagunas Panza de Cabra y Yacaré albergan al roedor más grande del mundo: el carpincho, que también habita la laguna que lleva su nombre. En estas lagunas vive una rica avifauna, conformada por biguáes, el burrito enano, la pollona negra, el gallito de agua, el chajá,y varias garzas como el hocó colorado.