Sólo las renovables evitarían una “insuperable” crisis del agua en el 2040
Romper el ciclo hídrico con tanta presa y tanta explotación del agua es un terrible abuso ambiental que el planeta acabará haciéndonos pagar sin andarse con miramientos. Los expertos ya vienen advirtiendo desde hace tiempo que si seguimos con prácticas insotenibles, algunas de las zonas más pobladas del mundo sufrirán sequías importantes.

Esta administración del agua de forma insostenible ya tiene fecha para una “insuperable” crisis del agua. Será en 2040, y según pronostica un nuevo estudio, un tercio de la población mundial se quedará sin agua para el consumo diario y también como fuente de energía y electricidad.

Una crisis inevitable e insuperable

Llevada a cabo por la Universidad de Aarhus en Dinamarca y la Escuela de Derecho de Vermont, en Estados Unidos, subraya que en las próximas décadas se producirá una grave crisis que sólo podría evitar una progresiva sustitución de los actuales sistemas de producción basados en el agua por energías renovables como la eólica o la solar.

De no producirse esta sustitución, según este estudio en un par de décadas entre 30 y 40 por ciento de la población no podrá acceder al agua. Y en los próximos años el futuro será todavía peor, pues se espera que el cambio climático agrave la situación.

Sólo las renovables evitarían una “insuperable” crisis del agua en el 2040
Los autores de la investigación explican qué ocurrirá si todo sigue igual, y lo hacen de un modo muy gráfico y estremecedor:

Esto significa que tendremos que decidir dónde gastar nuestra agua en el futuro. ¿Queremos gastarla en mantener las plantas de energía en marcha o como agua potable? No tendremos suficiente agua para hacer las dos cosas. Será dramático e insuperable.

Los científicos sugieren más inversiones en energías renovables, mejorar los procesos de obtención de energía basados en el uso del agua, así como prohibir la apertura de industrias que trabajan con combustibles fósiles y que hacen un uso intensivo del agua.