Una de las principales amenazas para la vida del hombre en la Tierra es la deforestación. Los bosques sirven para mantener el equilibrio ecológico y la biodiversidad, limitan la erosión en las cuencas hidrográficas e influyen en las variaciones del clima. Sin embargo, las nuevas “especies” que trabajan en nuestros bosques están destruyendo todos los árboles que encuentran a su paso.

Tala indiscriminada de árboles y bosques