Toyota quiere lanzar un coche impulsado por hidrógeno en 2015
Es el modelo FCV-R y quiere ser la mayor competencia para los coches híbridos, híbridos enchufables y eléctricos. Toyota lleva años desarrollando su propia pila de combustible de hidrógeno para producir electricidad y está a punto de poner en práctica la tecnología en un nuevo vehículo ecológico.

Toyota tiene previsto iniciar la comercialización de su primer vehículo eléctrico dotado con pila de combustible de hidrógeno en torno al año 2015. La empresa lleva desde 1992 investigando la tecnología, a la que ha llamadado FCV (Fuel Cell Vehicles). El prototipo FCV-R es el modelo más desarrollado de los que existen hasta el momento.

El diseño presenta líneas muy futuristas. El Toyota FCV-R va a ofrecer una autonomía de unos 700 kilómetros. Cuenta con dos depósitos de hidrógeno colocados bajo el suelo del vehículo y una pila de combustible. Esta colocación permite maximizar el espacio en el interior sin que el maletero pierda volumen de carga. El FCV-R mide 4,7 metros de largo, 1,5 de alto y 1,7 de ancho.

Ya existen modelos en el mercado que funcionan gracias a una pila de combustible. Por ejemplo, el Honda FCX Clarity, que cuenta con una tecnología de pila de combustible con un sistema de hibridación que funciona con hidrógeno como combustible. Su principal beneficio es que no contamina: por el tubo de escape sólo sale vapor de agua, totalmente respetuoso con el medio ambiente.

El hidrógeno entra, junto con el aire, gasificado en la pila, donde se descompone su molécula liberando los electrones, que producen la electricidad. De esta forma, se genera la electricidad suficiente como para hacer funcionar el motor eléctrico del coche o para almacenarla en las baterías.

El interior del Toyota FCV-R es una combinación de diseño minimalista y moderno, con líneas limpias y pequeñas partes muy marcadas. En la consola central, destacan las dos pantallas táctiles del sistema multimedia de información y entretenimiento Toyota Touch Life. El manejo de este dispositivo es muy sencillo e intuitivo. Algunos mapas y gráficos se presentan en 3D. El sistema ha sido diseñado para conectarse fácilmente a un smartphone, de tal manera que se pueden visualizar sus aplicaciones en la pantalla multimedia del vehículo.