Un estudiante de ingeniería diseña un artefacto para eliminar el plástico de los océanos
Boyan Slat es calcado a Elijah Wood, el famosísimo actor conocido por su papel de Frodo Bolson en la trilogía de El Señor de los Anillos y, curiosamente, su misión también tiene mucho de gesta. No en vano, cual hobbit buscando un anillo maldito para destruirlo, este estudiante de ingeniería de tan sólo 19 años ha ideado un plan para limpiar el océano del nefasto plástico que lo contamina.

Todo comenzó con trabajo universitario, pero pronto empezó a ganar premios importantes, como el Mejor Diseño Técnico de la Delft University of Technology, y rápidamente se disparó la popularidad de su sorprendente y, todo hay que decirlo, también polémica propuesta.

Básicamente, con su proyecto bautizado como Ocean Cleanup Array, su mente creativa e idealista busca dar una solución técnica definitiva al problemón que suponen las inmensas islas oceánicas de plástico de todo el mundo. Tal y como explica él mismo en las numerosas presentaciones del invento, lejos de esperar un cambio de actitud en la gente, hay que apostar por dar respuestas, aprovechar que “los humanos somos muy buenos en inventar soluciones técnicas a nuestros problemas, y eso es lo que estamos haciendo”.

Un embudo gigante

Siguiendo a pies juntillas la conocida máxima que habla de encontrar grandes soluciones para los grandes problemas, este estudiante holandés de ingeniería aeroespacial asegura que su artefacto podría limpiar más de siete toneladas de plástico en tan sólo cinco años.

¿Pero, cómo funciona su máquina? Según explica este jovencito prodigio, se ha concebido para aprovechar los remolinos creados por el mar para que sus redes y plataformas de procesamientos capturen los plásticos, actuando como un embudo gigante. En concreto, mediante sus brazos atrae el plástico hacia la plataforma, donde los plásticos se separarían del plancton, se filtrarían y se recogerían para un posterior reciclaje.

Un estudiante de ingeniería diseña un artefacto para eliminar el plástico de los océanos
Las voces críticas se temen que el ingenio afecte a los ecosistemas de forma negativa, pese a las afirmaciones en contrario de su creador, convencido de que va a producir un impacto mínimo en la vida marina.

Que su sueño se haga o no realidad dependerá del éxito de la organización que acaba de fundar él mismo, The Ocean Cleanup Foundation, cuyo objetivo es construir el diseño con la ayuda de mecenas, biólogos e ingenieros.