Un tigre de Sumatra murió en una trampa en áreas deforestadas de Indonesia
Greenpeace Indonesia ha denunciado en multitud de ocasiones los daños al medio ambiente y a la biodiversidad que supone la deforestación masiva de los grandes bosques de Indonesia. Pese a estas repetidas denuncias, se sigue llevando a cabo la tala de árboles. Y, desafortunadamente, un tigre de Sumatra, una especie en peligro de extinción, de la que sólo quedan unos cuatrocientos ejemplares en el mundo, ha sufrido las consecuencias.

El tigre cayó en una trampa para animales en la provincia de Riau, Indonesia. Esta región se encuentra dentro del área de concesión para que la empresa Asia Pulp and Paper (APP) la explote comercialmente. El tigre estuvo atrapado en la planta durante seis días, sin comida ni agua. Un grupo de rescate intentó liberarlo pero el animal murió antes de conseguirlo.

Greenpeace Indonesia ha denunciado los desmontes que está realizando la empresa APP, ya que dañan gravemente el hábitat del tigre de Sumatra y obliga a los animales a buscar refugio en otras zonas. Precisamente por esta circunstancia, este tigre de Sumatra murió atrapado en una trampa para jabalíes.

Cuando se conoció la noticia de que había un animal herido, uno de los integrantes de la oficina local de Greenpeace, Zamzami, viajó hasta la zona junto con un equipo médico que, a pesar de todos los esfuerzos, no pudo salvarlo y el tigre murió mientras se realizaba el rescate.

El lugar donde el tigre quedó atrapado se ubica en una plantación de acacias de la empresa APP ubicada en la provincia de Riau. Un vídeo revela que allí existía una gran área de bosque que fue recientemente destruido y en donde se estaba deforestando sin parar. El tigre murió herido y con hambre, al quedar cautivo en la trampa.

Las operaciones de la APP continúan destruyendo la selva y el hábitat de este tigre. Esta empresa se dedica a la fabricación de pulpa y papel que se utiliza en los embalajes descartables de los juguetes de empresas como Hasbro, Mattel y Disney. Además, APP tiene planes de expansión en áreas de selva tropical que incluyen lugares que son hábitat del tigre.

Los desmontes en el hábitat del tigre, no sólo destruyen el bosque donde los animales viven, duermen y cazan, sino que los caminos que construyen para sacar la madera permiten entrar allí a personas que ponen trampas para cazar otros animales y, de este modo, aun sin pretenderlo, perjudican a los tigres.