Una importante papelera pone fin a la tala sin control en Indonesia
Estamos de enhorabuena tras el anuncio de Asia Pulp & Paper Group (APP), la tercera mayor papelera del mundo, de que va a frenar su agresiva e indiscriminada política de tala de árboles en Indonesia, cuya degradación forestal va de mal en peor.

El anuncio se produce tras años de presión por parte de grupos activistas como Greenpeace, cuyo logro ya pueden ir paladeando, pues desde el 1 de febrero todos los proveedores de APP han dejado talar los bosques naturales.

El objetivo es no deforestar más las áreas de gran valor ecológico y hacerlo únicamente en las áreas que aconseje el resultado de un estudio independiente que ahora está catalogando las mismas según su mayor o menor necesidad de conservación.

Selvas protegidas

La política de conservación forestal que aplicará APP en lo sucesivo supone adelantar varios años su objetivo empresarial para cuidar el entorno para mejorar la imagen de la empresa, que estaba viendo su reputación perjudicada. En concreto, su plan fijaba para 2015 dejar de talar bosques naturales en toda la cadena de suministro.

En este caso, además, la política empresarial de APP ayudará al gobierno indonesio a reducir las emisiones de CO2, a la par que se preservará la rica biodiversidad de la isla, simbolizada en la selva húmeda de Sumatra o en especies en peligro de extinción como los orangutanes.

Una importante papelera pone fin a la tala sin control en Indonesia
Aunque el objetivo parece cumplido, Greenpeace no quitará ojo a la empresa para que se vaya cumpliendo lo prometido, que además de acabar con la tala indiscriminada afecta otros puntos importantes relacionados con la contaminación o las plantaciones de palma.

Como próximo gran objetivo, los grupos activistas pretenden la misma respuesta por parte de Asia Pacífico Resources International, el segundo mayor productor papelero en Indonesia. Por lo tanto, todavía queda mucho por hacer.