Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Hoy en día, prácticamente todo el mundo tiene un ordenador y lo utiliza muy a menudo, tanto para trabajar, como para comunicarse, hablar, entretenerse o incluso jugar. Lamentablemente, estos pequeños y funcionales aparatos no se caracterizan por ser elementos muy “verdes”. Su uso y construcción contaminan y hacen daño al medio ambiente. Sin embargo, aunque lo utilices prácticamente a diario, te gustara saber que hay una serie de hábitos que podemos llevar a cabo para tener un comportamiento mucho más sostenible y adecuado. ¡Toma nota y reduce la huella ambiental arrojada por tu ordenador!

Pásate al ordenador portátil

Los ordenadores de mesa, que se usan todavía en muchas casas y en gran parte de las empresas, contaminan y consumen más que los ordenadores portátiles. Estos ordenadores más nuevos, cómodos y que nos permiten trabajar en cualquier lugar emiten nada menos entre en 50% y el 80% de energía menos que las torres del disco duro con su pantalla y periféricos. Ciertamente, los grandes ordenadores de mesa son cosa del pasado: su instalación es complicada, requieren de muchos periféricos, ocupan mucho espacio, dan mucho calor en la habitación, no son nada prácticos y no nos permiten movernos. Si en un país como España todo el mundo reemplazara su ordenador de mesa por un portátil de pantalla LCD, la economía de energía anual sería de aproximadamente 1TW/hora.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

No compres nueva tecnología todo el tiempo

No es conveniente cambiar de ordenador muy a menudo. Es preferible invertir más dinero en una marca buena, cómoda y durable que cambiar de portátil anualmente. Es desolador, pero en los últimos 25 años la duración media de utilidad de un ordenador se ha dividido entre tres.

Antiguamente, uno de estos equipos podía durar 10 años, ahora es raro encontrar a alguien que maneje el mismo ordenador desde hace más de tres años. Esto es porque la tecnología avanza a pasos agigantados y todo el mundo tiene ganas de tener lo último que anuncian los fabricantes. si piensas cambiar de ordenador, plantéate primero si realmente lo haces por necesidad o por capricho.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Piensa que, según estudios, prolongar la vida de tu ordenador en tres años permitirá que ahorremos 2,3 kilos de dióxido de carbono al año. Si todo el mundo en España hiciera esta práctica, estaríamos ahorrando lo equivalente a lo que contaminan 500 millones de kilómetros en coche.

Elige una etiqueta sostenible

A la hora de comprar un nuevo ordenador o bien un elemento auxiliar para éste, podemos fijarnos en sus etiquetas para comprobar si estamos adquiriendo un material sostenible. Por ejemplo, en los ordenadores portátiles y de mesa encontrarás a menudo la etiqueta Ecolabel EU, esto quiere decir que los equipos se elaboran sin mercurio, que están pensados para que se puedan reciclar y reparar fácilmente y que economizan energía.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Si encuentras la etiqueta de certificación de TCO (en ordenadores y monitores) estarás ante un producto que ahorra energía y contiene pocas sustancias peligrosas para la salud humana, menos campos electromagnéticos y que se puede reciclar.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Una etiqueta mucho más común en ordenadores es la de Energy Star. Significa que el ordenador tiene un buen rendimiento energético.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Por último, EPEAT es otra etiqueta para ordenadores y periféricos que tiene también un buen rendimiento energético y que al menos el 65% de sus componentes son reciclables y se pueden reusar.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

No busques tanto en Google

Algunos pueden sorprenderse al leer este título. Parece mentira, pero buscar en Google (o en cualquier otro buscador) contamina más que acceder a una de nuestras páginas guardadas en Favoritos. Ten en cuenta que cada petición que le hacemos a Google pone en marcha una serie de mecanismos entre el centro de datos, los servidores y nosotros mismos y todo eso gasta mucha energía. Es mucho más sostenible empezar a guardar nuestros sitios preferidos en una carpeta de Favoritos (el periódico que leemos a diario, el blog de Ecología verde, nuestro operador aéreo favorito o ese canal de Youtube de peinados que tanto nos gusta). Cada vez que accedes a favoritos evitando usar Google divides entre cuatro las emisiones de gas del proceso.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Adjunta menos documentos

El envío de un e-mail simple con algo de texto no contamina igual que aquellos que mandamos con documentos o imágenes adjuntas. Al pesar más, le cuesta más trabajo al servidor enviarlo y esto consume mucho más. Puedes hacer pequeños trucos para no enviar los documentos adjuntos cuando no se necesiten: por ejemplo, si respondes un e-mail, no envíes de nuevo el documento que ya enviaste, comprime si tienes ocasión o usa espacios para almacenamientos de datos y envía simplemente el link.

No envíes a toda la lista de destinatarios

Cuanto más destinatarios añadimos, más gasto ecológico hacemos con ese e-mail, el círculo es más grande, muchos gastan energía en contestar, lo borran, el servidor tiene que contactar a más gente… etc. Envía sólo a los que creas que les va a interesar.

Haz limpieza regularmente en tu correo

¿Sabías que todos los mensajes que no leemos y se quedan ahí almacenados por los siglos de los siglos están contaminando inútilmente? Son los que los expertos llaman “contaminaciones invisibles”. Empieza por hacer una limpieza general hoy de tu bandeja de entrada, date de baja de todas esas páginas web o empresas que te envían su boletín sin que te interese y cierra todas las cuentas de e-mail de hace años que ya no utilices. Una vez que lo hagas, sabrás que estás contaminando menos el medio ambiente. Ademas, resultará mucho más agradable tenerlo todo organizado y no invertir tiempo en buscar ese documento o ese correo que no acabas de encontrar.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Apaga siempre la pantalla

Si tienes un portátil, selecciona en “ajustes” un modo ahorro de la pantalla, para que no emita demasiada luz. Una luz muy brillante gasta antes la batería, puede dañarte la vista y contamina más.

Si tienes un ordenador de mesa o un monitor aparte, apaga siempre la pantalla porque, aunque se ponga automáticamente en modo económico al no estar activo, consume casi tanto que cuando lo estás usando.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Apaga tu ordenador por completo durante la noche o cuando salgas

Aunque estén en stand by, estos equipos están consumiendo. Aunque sea un portátil, conviene no dejarlo en Stand by sino apagarlo, pues de lo contrario se nos acabará la batería y tendremos que volver a usar nueva energía eléctrica para recargarlo.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Sabemos que esta opción no siempre es posible, pero ayudarías mucho al medio ambiente si apagaras el router o desconectaras tu conexión a Internet antes de irte a dormir para encenderla nuevamente por la mañana. Estaríamos hablando de un importante ahorro diario, aunque sólo será efectivo si realmente te marcas una hora para apagarlo, no si lo reinicias continuamente. A mucha gente no le gusta este sistema porque disfrutan navegando por Internet por las noches, desde el ordenador o teléfono, o incluso aprovechan para ver una película online, pero si no es tu caso sería una buena medida. Está demostrado que leer un libro ayuda más a dormir que ver películas o estar frente a la pantalla de un aparato electrónico.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

Cuando tu ordenador haya acabado su vida útil, recíclalo

Al igual que hacemos con el plástico o las pilas, los ordenadores se pueden reciclar. Además, es uno de los elementos más contaminantes y, por tanto, es muy importante que los lleves a un punto limpio para que sean reparados o sus piezas se reciclen. Hay muchas empresas que lo reutizan o reciclan, contacta con ellas (puede que incluso en el lugar donde lo hayas comprado. Grandes firmas de ordenadores te proponen un servicio de reciclaje y van incluso ellos mismos a buscarlo para que tus molestias sean mínimas).

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible

También podéis dejarlo en un punto limpio preparado para ordenadores. Si trabajas en una empresa con ordenadores, no está de más saber dónde van a parar los viejos y comentarle a tu jefe las ventajas del reciclaje.

Cómo usar nuestro ordenador de una forma más sostenible