Sostenibilidad


Reciclar no es de pobres, como aún puedan creer algunos. El reciclaje, actualmente, es una necesidad. Hacerlo significa apostar por la sostenibilidad, es decir, por un mundo con futuro. Pero no solo eso, porque el reciclaje también puede convertirse en la tabla de salvación para salir de la pobreza o, al menos, para sobrellevarla mejor.

A bote pronto, se me ocurren dos maneras de hacerlo: a través de políticas públicas o mediante iniciativas privadas. Lamentablemente, la pobreza y las políticas de reciclaje tienen pocos ejemplos prácticos.

El objetivo, sin embargo, tiene una razón de ser que concuerda con las tendencias en política europea y también global. De nuevo, la palabra sostenibilidad es la clave, así como las políticas inclusivas, que ayuden a la población marginada a dejar de serlo.

En suma, sería una manera de hacer converger la sostenibilidad económica y ambiental haciendo justicia social. Un campo en el que aún estamos en mantillas, pero que los signos de los tiempos llevan a ello, de igual manera que va abriéndose camino la fórmula del Comercio Justo.

Pero estas políticas son la excepción. Reciclar y combatir la pobreza es un binomio con un gran potencial al que todavía no se le ha empezado a sacar provecho. A nivel privado, sin embargo, los proyectos sí proliferan, como vamos a ver a continuación. En cuenta gotas, es cierto, pero cada iniciativa es digna de celebración y, por qué no, también un ejemplo que podría cundir.

Reciclar jabones usados

En Haití encontramos una iniciativa puesta en marcha por la sociedad anónima Anacaona, empresa de reciclaje de jabones que ha ideado el modo de reducir desechos y dar trabajo a muchas mujeres que se encuentran en situación de vulnerabilidad.

5 proyectos de reciclaje contra la pobreza
La idea es muy sencilla: se reciclan los jabones que, prácticamente sin uso, se dejan los huéspedes de los hoteles de lujo del país. En concreto, ya son 25 los hoteles que colaboran con dicha actividad. Para ello, se recogen los trozos usados para su reciclaje, y a cambio reciben los que han sido reciclados.

El proceso cumple las condiciones higiénico sanitarias necesarias, con lo que los jabones se desinfectan, para rallarlos y fundirlos después. Finalmente, se vuelven a obtener jabones listos para su uso.

Viviendas sociales con ladrillos reciclados

Conceptos Plásticos, una empresa colombiana de corte solidario, ha creado unos ladrillos de plástico reciclado cuya forma facilita su ensamblaje para construir viviendas de forma rápida y económica. Otro ejemplo de solidaridad con los más necesitados, al tiempo que se cuida el medio ambiente.

5 proyectos de reciclaje contra la pobreza
El coste de una vivienda de unos 40 metros cuadrados rondaría los 4.500 euros. Una casa media necesita unos 1.300 ladrillos, cuya fabricación significa dar salida a desechos plásticos, que se muelen, aglutinan, funden y, finalmente, extrusionan.
Seguir leyendo

10 envases ecológicos llenos de originalidad
La industria del embalaje está revolucionando sus diseños en muy distintos sentidos, y el área de lo ecológico se ha convertido en una de las tendencias más importantes. No se necesita mucha explicación para entender por qué lo verde está de moda, sobre todo teniendo en cuenta la mayor concienciación que existe acerca del deterioro ambiental que sufrimos.

Por otra parte, la red es un espacio idóneo para difundir diseños originales, así como para lograr su viralidad en aquellos que hacen arder internet. En este post vamos a repasar 10 envases ecológicos tan originales como innovadores.

La necesidad de los envases eco

Más allá de lo impactante que pueda ser el packaging ecológico, y del negocio que pueda representar, están las cifras ecológicas. Aquellas que no hablan de dinero, sino de sostenibilidad, de eficiencia y, en fin, de una menor contaminación e impacto ambiental.

A su vez, los diseños tienen múltiples ventajas. Por poner un ejemplo, entre los embalajes incluidos en este post encontramos vasos y papel comestibles, idóneos a nivel de marketing, así como para evitar desechos, al tiempo que añaden un plus alimentario a la compra. Seguir leyendo

Cómo empezar a ser localista

Seguramente no son pocas las veces que hemos leído y escuchado que una de las claves para llevar un comportamiento ecológico es ser un ‘localista’ o, lo que es lo mismo, consumir de la forma más local posible. Pero, ¿en qué consiste exactamente ser un localista y cómo me aseguro de que estoy adoptando un comportamiento responsable en mis acciones cotidianas? En este post, te damos una serie de consejos que te servirán como guía.

Cómo empezar a ser localista

Empezaremos por definir el término ‘localista’ para que sepamos con claridad a qué se refieren las personas que hablan de ello. Este comportamiento o estilo de vida es propio de las personas que consideran que en la fuerza está en la unión, en la comunidad, y que tienen una filosofía más dirigida a los beneficios del trabajo en equipo que al de la creación de un entorno competitivo. Aplicándolo a la ecología, un localista siempre busca preservar lo local, incluso lo tradicional, huyendo de la globalización a gran escala, de las grandes marcas y de las multinacionales porque sabe que apostando por lo local está ahorrando grandes cantidades de emisiones de dióxido de carbono al planeta. Seguir leyendo

Efectos y soluciones del cambio climático
El cambio climático implica una mayor intensidad, duración y frecuencia de los eventos extremos, razón por la que se llaman así. Igualmente, el ritmo actual de emisiones de gases de efecto invernadero nos pone al borde del abismo.

En otras palabras, puesto que en los últimos 250 años la concentración de CO2 en la atmósfera se ha disparado y sigue aumentando debido sobre todo a la actividad humana, detenerlas significa también detener el cambio climático. De otro modo, salvo que se tomen medidas, las emisiones de CO2 provocarán un desequilibrio ambiental tan importante que pondrán en juego la misma supervivencia humana.

Si nos parece alarmista tal advertencia, la ciencia matiza apuntando que la humanidad podría no extinguirse, pero el mundo que conocemos dejaría de ser el que es. De hecho, estamos al borde de la sexta gran extinción.

La buena noticia es que, del mismo modo que hemos puesto al planeta contra las cuerdas, también depende de nosotros evitar que la situación se nos vaya de las manos de forma definitiva. Y para lograrlo la meta es la siguiente: además de dejar de esquilmar el planeta, dejándolo sin recursos y destrozando ecosistemas naturales, se hace necesario combatir el cambio climático con eficacia.

Efectos y soluciones del cambio climático
En concreto, el objetivo mínimo es estar por debajo del aumento de 2 grados centígrados a finales de siglo, con respecto a los niveles preindustriales. De no lograrlo, el planeta dejaría de tener la estabilidad térmica necesaria para la especie humana, disparándose además los eventos extremos.

Los efectos

Los efectos que provoca el cambio climático todavía se desconocen de forma completa. Una de las características de este fenómeno, de hecho, es la incertidumbre que existe con respecto a ello. Como primera causa del aumento de las emisiones de efecto invernadero se ha observado un aumento de las temperaturas promedio.

Es decir, no estamos hablando de un aumento de la temperatura en términos absolutos, sino de un incremento de las temperaturas promedio. Junto a ello, también se ha observado el desencadenamiento de eventos extremos asociados.
Seguir leyendo

Pinturas ecológicas que respetan el medio ambiente
La pintura bio puede hacer mucho por nuestra salud y por la del medio ambiente. Sin embargo, al tratarse de un producto relativamente nuevo, que ha empezado a popularizarse en los últimos años, todavía es relativamente desconocido y, por lo tanto, surgen muchas dudas al respecto.

En este post vamos a responder a algunas cuestiones prácticas sobre este tipo de pintura para ir un poco más allá de la simple idea que pueda transmitirnos la prometedora expresión de “pintura ecológica”.

Con la etiqueta de ecológico podemos encontrar pinturas de diferentes tipos, si bien todas ellas tendrán denominadores comunes que hacen de ellas un producto diferenciado. Por lo tanto, veamos qué son las pinturas ecológicas o bio.

Qué son y en qué las hace diferentes

Básicamente, las pinturas bio no tienen resinas de origen petroquímico. Si lo hacen, sus cantidades son muy pequeñas, y en función de su composición, entre otros aspectos, cumplirán los estándares marcados por las distintas entidades de certificación. Para más información al respecto, consulta el último epígrafe del post.

Pinturas ecológicas que respetan el medio ambiente
Para serlo, las pinturas bio deben cumplir requisitos relativos a un proceso de elaboración, uso y eliminación ecológicos. Al menos, parcialmente. Es decir, el hecho de que una pintura incluya la etiqueta verde puede indicarnos que se cumplen algunos criterios interesantes al respecto, pero la huella ecológica o impacto ambiental de la misma es un concepto más amplio.

Hasta el punto de englobar el ciclo de vida completo, incluyendo las materias primas empleadas, su producción, distribución, utilización y eliminación. Es decir, por la parte que nos toca como consumidores, también afecta a su uso eficiente o a la huella de carbono que implique su compra, puestos a hilar fino, si bien se hace necesario hacerlo si queremos englobar todos los aspectos.

Pinturas ecológicas que respetan el medio ambiente

Sea como fuere, lo cierto es que las pinturas ecológicas lo serán en mayor o menor grado, en función de muchas variables. A efectos prácticos, también nos conviene tener en cuenta que, al menos en lo que respecta a la etiqueta eco de la UE, ésta solo se concede a productos eficaces.

En concreto, deben garantizar, al menos una eficacia equiparable a la de los productos convencionales. Por lo tanto, ecológico también significa poder descartar sorpresas desagradables en ese sentido.

Seguir leyendo

Pintura con grafeno, un invento verde
Se le conoce como el material milagro del siglo 21, no solo por sus sorprendentes aplicaciones, cada vez mayores, sino también por el gran potencial que tiene el revolucionario grafeno. Aunque todavía hay algunos problemas prácticos que solucionar para que su uso explote, sus ventajas son ya una realidad en muchos casos.

De producirse en cantidades masivas a bajo coste, transformaría la forma en la que todo está hecho. Aunque “todo” es un decir, lógicamente, con esta elocuente expresión resulta sencillo entender hasta qué punto puede utilizarse en un amplísimo abanico de productos, muchos de ellos eco amigables.

En el campo de la eficiencia energética sus resultados son prometedores gracias a propuestas increíbles realizadas por un sinfín de investigaciones. Puede ser clave en la fabricación de pantallas de smartphones, entre otros dispositivos móviles y demás aparatos electrónicos, consiguiendo que sean más delgados y durables. Entre otras razones, por reunir propiedades ventajosas de flexibilidad y dureza al tiempo, además de ser impermeables.

Pintura con grafeno, un invento verde
También tiene infinidad de aplicaciones médicas para la regeneración de tejidos, la fabricación de prótesis o de instrumental médico. O, por ejemplo, podría aumentar la eficiencia de los paneles fotovoltaicos y de las baterías recargables electrovoltaicas, disminuyendo también el tiempo de carga.

La lista de usos es interminable. Por mencionar otros, resulta útil para fabricar bombillas durables que permiten ahorrar un 10 por ciento más que las LED, construir turbinas eólicas, vehículos como coches, trenes o aviones más resistentes y ligeros, además de un largo etcétera de usos prácticos.

En este post vamos a repasar tres de sus utilidades relacionadas con usos ecológicos. En concreto, para el logro de eficiencia energética y la descontaminación atmosférica, concretamente con la pintura. Pero antes definamos el grafeno de forma breve.

Qué es el grafeno

Definido de forma sencilla y escueta, podemos decir que el grafeno es un material resistente, ligero y altamente conductivo con un sinfín de propiedades y aplicaciones descubierto en 2004. Está formado por láminas de carbono de un átomo de espesor y se considera la sustancia más resistente conocida.

Pintura con grafeno, un invento verde
Es 200 veces más resistente que el acero y quintuplica la ligereza del alumino, pongamos por caso. Y, en fin, considerando que fue aislado hace poco más de una década, este versátil invento resulta increíble.
Seguir leyendo

Casas de corcho o cartón, más ecológicas y durables
La arquitectura ecológica está de moda, y también los diseños novedosos, que buscan el equilibrio entre el confort, unos precios relativamente asequibles y materiales sostenibles.

En este post vamos a centrarnos en el corcho y el cartón dos materiales de construcción con grandes posibilidades en la arquitectura ecológica, en combinación con la madera, además de ver dos propuestas modulares.

El corcho y el cartón, materiales sostenibles

El corcho proviene de la corteza del alcornoque y sus características aluden a su durabilidad, resistencia al fuego, elasticidad, aislante e impermeabilidad. Su uso en la construcción aprovecha, sobre todo, su capacidad aislante, pues es uno de los mejores aislantes térmicos, además de hacerlo a nivel acústico.

El cartón es otro material de gran versatilidad, mucho más resistente de lo que pueda parecer para su uso en la construcción. Mediante el uso de papel o cartón reciclado se han realizado proyectos muy duraderos, además de tener una estética preciosa, como ha demostrado el arquitecto japonés Shigeru Ban o, sin ir más lejos, el proyecto que veremos en el siguiente epígrafe.

Casas de corcho o cartón, más ecológicas y durables
En general, la sostenibilidad de los materiales depende de muy distintos factores. De hecho, no basta con afirmar que estamos empleando corcho, madera o cartón como materia prima principal para transmitir la idea de sostenibilidad. No todos esos materiales lo son, lógicamente.

Para tratarse de materiales ecológicos deben cumplir una serie de características, como no haber sufrido un tratamiento que los desvirtúe o malogre en este sentido, contar con la certificación ecológica correspondiente y, por ejemplo, tener una huella de carbono baja, tanto en lo que respecta a su producción como a la hora de transportarlo.
Seguir leyendo

Boom de la economía colaborativa en China
Cuando China adopta una nueva tendencia, los resultados adquieren otra escala. Tratarse de una población tan numerosa, el país con más habitantes del planeta, tiene que marcar un antes y un después, sobre todo cuando además se trata de una cuestión relacionada con la economía. Habida cuenta, además, de que se trata de una economía emergente, que está convirtiéndose en una potencia económica de primer orden.

Otra cosa es el poder adquisitivo de la población, pero de un modo general puede afirmarse que su capacidad de consumo no deja de aumentar, al tiempo que siguen existiendo grandes grupos marginales. Por otra parte, ser el país más poblado y haberse convertido en la fábrica del mundo también significa contaminar de lo lindo, como es bien sabido. Lo cual se traduce en urbes irrespirables y en un entorno degradado a nivel local y también global, pues China es uno de los principales países emisores de gases de efecto invernadero.

Dentro de este contexto, la moda de la economía colaborativa, también llamada consumo colaborativo, está echando raíces en el país. Aunque se trata de un modelo que está abriéndose paso en el mundo, conviviendo con la economía liberal que reina en las relaciones internacionales, en China ha experimentado un avance especialmente fuerte.

Qué es la economía colaborativa

Definir de forma teórica el consumo colaborativo significa hablar de aspectos prácticos relacionados con las personas, las sociedades y también el planeta buscando la sostenibilidad y también el negocio. Es decir, si bien el consumo colaborativo se refiere a los particulares con sus aplicaciones al rojo vivo, siempre listos para sacarles el mayor partido en aras del ahorro y la sostenibilidad, también implica a otros actores.

Boom de la economía colaborativa en China
Porque el trueque y la vida alternativa es también un pastel del que poder sacar un gran partido. En China, son muchas las empresas, sobre todo start ups, que idean maneras de hacer negocio .

Es más, cuando dan con un nicho de mercado jugoso, suelen recibir ofertas no menos suculentas por parte de las multinacionales. Es así como va construyéndose todo un universo empresarial que la fomenta y, al tiempo, se queda con buena parte del pastel. A su vez, ayuda a crear una economía más sostenible.
Seguir leyendo