El cambio climático empeora la calidad de vida de los europeos