El descubrimiento de un gran yacimiento de petróleo no es una buena noticia