El jaguar, a punto de extinguirse en el Bosque Atlántico de Brasil
De seguir así las cosas, el Jaguar tiene los días contados en el Bosque Atlántico de Brasil, un entorno amenazado cuya conservación es una prioridad mundial, advierten los científicos.

Según un estudio realizado por el Centro Nacional de Predadores (CENAP), instituto brasileño conservacionista, actualmente hay alrededor de 250 ejemplares adultos en la región, unas cifras tremendas teniendo en cuenta que, además, la población del jaguar ha disminuido un 80 por ciento en los últimos 15 años y sólo una pequeña parte de ella está en edad reproductiva.

El ecosistema del Bosque Atlántico contiene distintos hábitats de bosques tropicales en los que viven especies valiosas, por lo que su declive -ha perdido buena parte de su volumen y sigue haciéndolo de forma acelerada- también supone la desaparición de fauna y flora únicas.

Basten un par de datos para hacernos una idea de la importancia de este ecosistema de más de un millón de kilómetros cuadrados, que abarca también territorio argentino y paraguayo, representando el 5 por ciento de los vertebrados del planeta y el 60 por ciento de todas las especies de animales en peligro de extinción del país.

Reducción del hábitat

Sus principales amenazas son la deforestación y los conflictos con los ganaderos, además de la urbanización, imparable en su avance. O, lo que es lo mismo. una triple causa de la constante pérdida de territorio, lo que a su vez crea grandes dificultades a las especies, entre ellas el jaguar, a la hora de conseguir alimentos.

El jaguar, a punto de extinguirse en el Bosque Atlántico de Brasil
Como gran depredador, el jaguar es una pieza clave para el equilibrio del ecosistema, por lo que su extinción provocaría un daño ambiental que podría derivar en “la pronta desaparición de la selva atlántica”, advierten.