Europa invierte en innovación ecológica