Generar cientos de miles de empleos en Venezuela con el reciclaje
El reciclaje no sólo es beneficioso para el medio ambiente y la sostenibilidad del planeta, sino que también puede impulsar la economía y crear empleo. En Venezuela, según datos de la ONG Vitalis, puede suponer una buena oportunidad para ayudar a resolver el problema de residuos del país al tiempo que se generan, al menos, 250.000 empleos directos y hasta un millón indirectos.

Así lo cree Diego Díaz Martín, presidente de Vitalis y jefe del Departamento de Estudios Ambientales de la Universidad Metropolitana,. El problema de la basura en Venezuela es complejo y hay que mejorar las condiciones para recoger, tratar y disponer, todo ello respetando la seguridad en el proceso y sin daño para la salud de los trabajadores. Miles de toneladas de desechos se generan cada día en Venezuela y hay que gestionarlos de manera adecuada.

En primer lugar, eso sí, se debe disminuir la elevada cantidad de residuos que se producen, así como rediseñar algunos productos y servicios que implican un excesivo consumo de materiales, de agua y de energía. Por otra parte, se debe reutilizar todo lo que sea posible, e invertir en reciclaje. Esto último es lo que puede generar empleo y riqueza.

De acuerdo con las estadísticas de Vitalis, en Venezuela se recicla alrededor del 80-90% del hierro y el aluminio, el 25% del vidrio, menos del 1% de la materia orgánica, el 15-20% de papel y cartón, y alrededor del 1-2% de plásticos. Pero menos de la décima parte de todos esos residuos están recibiendo un tratamiento final apropiado, con lo que las cifras de reciclaje en el país alcanzan entre un 9 y un 10% del total.

La capacidad para reciclar del país se puede triplicar o cuadriplicar en el caso del papel, los plásticos y el vidrio. El aprovechamiento de los residuos orgánicos, por otra parte, podría incrementarse hasta en un 1.000%.

Alrededor del 80% de los residuos domésticos e industriales pueden ser reciclados. Por tanto, Vitalis considera imprescindible para un medio ambiente sano que las administraciones públicas deben estimular acciones para disminuir la cantidad de residuos que llegan a los contenedores, ahorrando materia prima, incluyendo agua y energía. Incentivos fiscales y crediticios se encuentran entre las propuestas de Vitalis para activar y fortalecer el sector, pues algunas empresas requieren mejor estructura y mayor inversión.