Google promociona el comercio de marfil y ballenero
Google no admite anuncios que promocionen productos balleneros o la venta de marfil, eso en teoría, porque en la práctica ocurre todo lo contrario. Tal y como denuncia la Agencia de Investigación Ambiental (EIA), el buscador más utilizado cuenta por miles los anuncios que publicitan estos productos clandestinos.

Lógicamente, junto a la denuncia pública se incluye una petición al gigante de internet para que retire más de 1.400 anuncios sobre productos de ballena y unos 10.000 que promueven productos de marfil en la sección de shopping del Google japonés.

Su petición no debería ser difícil de cumplir, habida cuenta que la misma política de Google es contraria a estas prácticas. Aún así, la EIA no las tiene todas consigo, tratándose como se trata de un negocio que mueve tantísimo dinero, y recuerda a Google que se hace necesario actuar.

Consternación

Hasta la fecha, la EIA explica que Google no ha respondido ni ha modificado nada al respecto, por lo que lamentablemente los anuncios que ofrecen productos de especies en peligro de extinción siguen poblando sus resultados. El presidente de EIA, Allan Thornton, expresa así su consternación:

Mientras que los elefantes están siendo sacrificados en masa para producir baratijas de marfil, es sorprendente descubrir que Google, con los enormes recursos que tiene a su disposición, no está aplicando sus propias políticas diseñadas para proteger a los animales en peligro de extinción.

Google promociona el comercio de marfil y ballenero
Recordemos que el mercado asiático es el principal motor de la caza ilegal de elefantes para el uso de sus colmillos de marfil. La mayoría de cargamentos ilegales de colmillos de elefantes, que alcanzan miles de toneladas anuales, terminan en China o en Tailandia, desde donde se realiza su distribución por todo el mundo, sobre todo como figuras decorativas o en el mercado asiático para su uso en la medicina tradicional china. Y con las ballenas ocurre otro tanto de lo mismo.