Israel: comen saltamontes ante la plaga que sufren