La UE colabora económicamente para salvar una selva africana