Las energías renovables en España

Las energías renovables en España

Las energías renovables son aquellas que se basan en la utilización de los diferentes recursos naturales, como son el sol, el viento o el agua, como fuentes de energía, ya que las mismas son fuentes naturales que se renuevan ilimitadamente. Además, al tratarse de energías que carecen de la utilización de combustibles fósiles, tienen un impacto ambiental mucho más bajo, puesto que no producen contaminantes graves como los que provienen de las energías sucias, contaminantes o no renovables. Por ello, las energías renovables son conocidas como energías verdes, alternativas a las energías basadas en la utilización de combustibles fósiles, las cuales dañan el medio ambiente gravemente a través de los residuos que generan.

Si te gustaría poder sumarte al uso de las energías limpias para el consumo de tu hogar en tu negocio, no dudes en seguir leyendo este interesante artículo de EcologíaVerde en el que tratamos el tema de las energías renovables en España, hablando de las leyes y la situación actual.

Qué son las energías renovables

A modo de resumen, como ya hemos indicado en la introducción, podemos decir que las energías renovables son las que provienen de fuentes de energía o recursos naturales que se renuevan por su ciclo normal de forma ilimitada. Además, estas apenas contaminan y se las conoce también como verdes o limpias, lo contrario que las energías no renovables o sucias. Las principales energías renovables son:

  • Energía eólica.
  • Energía solar.
  • Energía geotérmica.
  • Energía hidráulica o hidroeléctrica.
  • Energía mareomotriz.
  • Energía undimotriz.

Para aprender más sobre ellas, no dudes en consultar la información que ofrecen estos posts de EcologíaVerde.

  • Energías renovables y no renovables: ejemplos y resumen.
  • Tipos de energías renovables y sus ventajas.

La Unión Europea y las energías renovables

En el año 2018 se aprobó el acuerdo de la Unión Europea sobre la Directiva 2018/2001 relativa al fomento del uso de energía procedente de fuentes renovables, la cual deberá ser aplicada por los estados miembro, a más tardar el 30 de junio de 2021.

Con dicha normativa se persiguen unos objetivos clave a cumplir para el año 2030, los cuales son:

  • Reducir en un 40% las emisiones de gases de efecto invernadero, estableciendo para ello una obligación de reducción de estas emisiones, equivalente a un 43% respecto al año 2005, a los sectores incluidos en el Régimen de Comercio de derechos de Emisión de la UE (RCDE), y un 30% para los sectores no incluidos en dicha categoría.
  • Aumentar en un 32% la cuota de energías renovables, para lo cual, se ha establecido una cláusula en virtud de la cual, se realizará una revisión de la cuota para el año 2023.
  • Aumentar en un 32,5% la mejora de la eficiencia energética, al igual que en el caso anterior, la directiva contempla una revisión para el año 2023.

Para contribuir a alcanzar los objetivos establecidos en la mencionada directiva, cumpliendo los compromisos adoptados en el Acuerdo de París, la UE ha adoptado una serie de normas en cuanto a seguimiento y notificación entre los estados miembros, a fin de fomentar la transparencia de los gobiernos de los estados miembros en cuanto a la aplicación de la directiva a través de la mejora de la legislación, incluyendo consultas a los ciudadanos[1].

Puedes consultar más sobe el Acuerdo de París: en qué consiste, países y objetivos en este otro artículo de EcologíaVerde.

Situación actual de las energías renovables en España

España ha sido un país que siempre se ha caracterizado por tener una alta dependencia energética de los combustibles fósiles, alcanzando su máximo histórico en 2008, con un porcentaje del 81,3%. Si bien es cierto que esta cifra ha ido bajando durante los últimos años, la dependencia energética de este país sigue siendo muy elevada, situándose en el 73,4% el año 2018, lo que lo sitúa casi veinte puntos por encima de la media europea. Sin embargo, y como dato positivo, es en 2018 cuando se produce el cambio positivo a favor de las energías renovables. Según el Perfil Ambiental de España (PAE) efectuado en 2018 y presentado en Madrid en noviembre de ese mismo año, se indicaba un aumento de la energía procedente de las fuentes renovables del 18,6% con respecto a 2017, según datos de Red Eléctrica de España, lo que implica una proporción de electricidad proveniente de fuentes renovables del 38,4%, el PAE es un estudio que se realiza de forma anual, cumpliendo con la obligación establecida en el Convenio Aarhus, cuyo objetivo es el de compartir la información ambiental, donde cada indicador se describe respecto a su vinculación al logro de los Objetivos del Desarrollo Sostenible establecidos en la Agenda 2030 de las Naciones Unidas.

Para favorecer que la producción de energía proveniente de fuentes renovables siga en aumento, y en base a alcanzar lo dispuesto en la directiva 2018/2001, el consejo de ministros, a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica, aprobó el siguiente Real Decreto:

Real Decreto 17/2019 de 22 de noviembre, por el que se adoptan medidas urgentes para la necesaria adaptación de parámetros retributivos que afectan al sistema eléctrico y por el que se da respuesta al proceso de cese de actividad de centrales térmicas de generación, comenzando así la transición para conseguir que España cuente con un sistema energético neutro en emisiones, el cual permita alcanzar los objetivos fijados para 2030.

Este Real Decreto-Ley incluye dos medidas consideradas urgentes, las cuales favorecerán a una transición energética socialmente justa y que citamos a continuación:

  • Concesión de acceso de evacuación a la red: para ello, la norma establece que se podrán regular procedimientos y requisitos para que se tengan presentes los criterios sociales (incluyendo el potencial de creación de empleo) y también los criterios relacionados con el medio ambiente, a la hora de otorgar las concesiones de acceso a los proyectos de energías renovables.
  • Concesión de uso de aguas asociadas a centrales cerradas: a través de esta medida se establece que se podrá decidir otorgar una nueva concesión para el uso de estas aguas, igualmente teniendo en cuenta los criterios descritos en la medida anterior.

La mencionada normativa, establece medidas de aprovechamiento de los recursos, así como el valor de rentabilidad razonable aplicable a las instalaciones de energías renovables (te recomendamos consultar este otro artículo acerca de Cómo instalar placas solares). También actualiza la tasa de retribución financiera en la producción de energía eléctrica, reduciéndola a un 5,58% entre los años 2020 y 2025 (los últimos 5 años ha sido del 6,503%), traduciéndose esta media en un menor coste de la factura de la luz, tanto para los consumidores como para los Presupuestos Generales del Estado.

Aún queda un año para que finalice el plazo establecido en la Directiva Europea para el uso procedente de energías renovables, por lo que los siguientes meses serán claves a la hora de plasmar normativas internas para el fomento de las energías renovables, estableciéndose un aumento del 43% para el 2022[2].

Si deseas leer más artículos parecidos a Las energías renovables en España, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Energías renovables.

Referencias
    1. REGULATION (EU) 2018/1999 OF THE EUROPEAN PARLIAMENT AND OF THE COUNCIL of 11 December 2018. European Union Law: https://eur-lex.europa.eu/legal-content/EN/TXT/?uri=uriserv:OJ.L_.2018.328.01.0001.01.ENG
    2. Las renovables vivirán en 2019 su mayor crecimiento en 4 años impulsadas por la solar. Sara H. Asenador (21 septiembre 2019): https://www.expansion.com/empresas/energia/2019/09/21/5d861499468aebb6508b4607.html