Las pesquerías certificadas aumentan su población un 37% más que las no certificadas