Los monos lanudos reconocen a los cazadores por su comportamiento
Según un nuevo estudio elaborado por un grupo de científicos del Imperial College de Londres, los monos lanudos plateados son capaces de identificar a los seres humanos que son cazadores de los que no lo son por su conducta.

Los monos lanudos plateados (Lagothrix poeppigii) han aprendido el comportamiento de los seres humanos observándoles de generación en generación. Desgraciadamente, a menudo ven cazadores, ya que, en los bosques tropicales de Ecuador, Perú y Brasil, donde habitan estos monos, la población local los caza para alimentarse.

Los científicos del Imperial College de Londres viajaron a Ecuador para realizar un experimento, una especie de teatro para los monos, con actores que representaban los papeles de cazadores, recolectores o investigadores. Según quienes fueran, los monos se comportaban de un modo u otro, explica Sara Papworth, coautora del estudio.

Cuando veían a un cazador, los monos lanudos trataban de moverse en silencio, con cuidado, sin hacer ruido, en definitiva, siendo menos visibles. Con los otros dos tipos de seres humanos, los monos no tenían tantos miramientos a la hora de moverse de una rama a otra o de un árbol a otro.

Los monos lanudos reconocen a los cazadores por su comportamiento
Los científicos descubrieron que los monos se comportaban así no sólo por señales visuales, como las pistolas y sopletes que suelen llevar los cazadores de la zona, de más de dos metros de largo, sino también por ciertos comportamientos humanos. Desde su situación, en los árboles, no siempre pueden ver bien a los seres humanos, así que el sonido es importante.

Distinguen al tipo de persona por el sonido

Los monos, si se encuentran en una zona que ellos no consideran segura, se mantienen callados si los recolectores están cerca. En cambio, si son investigadores, se comunican con ruidos y chillidos descubriendo su presencia. Pero, cuando están en un área segura, se esconden de los investigadores pero no de los recolectores.

Según Papworth, los monos lanudos son bastante más flexibles en su comportamiento ante depredadores que otros primates. Es un comportamiento que les ayuda a sobrevivir, aunque los científicos no saben si será suficiente para salvar la especie. Es una buena estrategia a largo plazo, pero, mientras las comunidades locales sigan cazándolos, su supervivencia seguirá en peligro.