Más de 3 millones de niños mueren por causas relacionadas con el medio ambiente