Más de la mitad de los grandes herbíboros en peligro de extinción
El 60 por ciento de los grandes mamíferos están en peligro de extinción por culpa del ser humano. La caza y la reducción del hábitat por la urbanización, la agricultura y el pastoreo están haciendo estragos, poniendo en jaque a gorilas, rinocerontes o, por ejemplo, elefantes y, a su vez, a buena parte de los ecosistemas del planeta.

¿Pero, por qué están en peligro también los ecosistemas? Lógicamente, si buena parte de los grandes herbívoros del planeta están en peligro, al ser claves en los ecosistemas, como consecuencia de ello se romperá el equilibrio del entorno. Y ello se traducirá en cambios sustanciales en los mismos, según concluye un estudio internacional publicado en la revista Science Advances.

Situación dramática

Un estudio internacional dirigido por la Universidad Estatal de Oregón (Estados Unidos) ha analizado la situación de 74 grandes especies de herbívoros y las conclusiones han sido tremendas. Además de estar en peligro de extinción más de la mitad, su declive también afecta a los grandes carnívoros, ya que se alimentan de ellos.

Si acaban desapareciendo unos y otros, tal y como ocurrirá en cuestión de décadas si no se frena su retroceso, no solo habría problemas ambientales sino también costes económicos y sociales en amplias zonas del planeta.

Más de la mitad de los grandes herbíboros en peligro de extinción
Aunque hay millones de personas que viven comiendo carne de animales silvestres, las leyes de prohibición de la caza y la preservación de áreas naturales apostando por otros modelos de economía local son claves para evitar el desastre. Pero no es menos importante un cambio de mentalidad y más concienciación, -sobre todo en sociedades que fomentan la caza porque encuentran en el marfil objetos de lujo o ven propiedades curativas en los cuernos del rinoceronte-, tal y como apuntan los autores del estudio.