Las palomas de Moscú mueren en masa