Piscinas naturales, la opción ecológica de verano