Proyecto de “casas inteligentes” busca frenar el cambio climático