Quimioterapia para una orangután con cáncer
Una orangután con cáncer ha comenzado un tratamiento de quimioterapia. Es la primera vez que se prueba un tratamiento de este tipo en la especie. El equipo de médicos veterinarios decidió que era el mejor plan para la salud de Peanut (cacahuete, en inglés), que es como se llama la orangután.

Peanut tiene ocho años. Es una de las atracciones turísticas del parque Jungle Island de Miami, en Estados Unidos. Recibió tres sesiones de quimioterapia e inmunoterapia desde julio pasado. Se decidió dicho tratamiento después de ser detectado un linfoma maligno y ser sometida a una cirugía abdominal.

Peanut ha mostrado gran recuperación después de la aplicación de la tercera sesión. Pero, el estrés provocado al ser sometida a múltiples procesos de inmovilización, unido a que comenzó a desarrollar una enfermedad microscópica, llevó a los veterinarios a suspender el tratamiento, por el momento.

Penaut ha sufrido el proceso con fortaleza. Los cuidadores, por su parte, han aprendido mucho. Se han esforzado en suministrarle el mejor tratamiento disponible para aumentar las probabilidades de que sobreviva en el largo plazo, ha asegurado el doctor Jason Chatfield, del equipo de veterinarios del parque Jungle Island, que sigue manteniendo la esperanza de que la quimioterapia haya podido destruir todas las células neoplásicas remanentes.

El tratamiento contra el cáncer al que se sometió a Peanut ha sido similar al que reciben los seres humanos. El equipo de veterinarios observará cuidadosamente su progreso diario, atentos a cualquier señal de recaída. Dentro de ocho meses, la orangután será sometida a diversas pruebas médicas, escáners, radiología y ultrasonido.

Un 96% de parecido genético con los humanos

En un principio, se le extirpó lo que parecía ser una simple obstrucción intestinal. Pero los exámenes posteriores descubrieron el cáncer. Expertos del Departamento de Patología Comparada de la Facultad de Medicina Miami Miller, especializada en fauna y perteneciente a la Universidad de Miami (UM), confirmaron este diagnóstico.

Jungle Island dijo en ese momento que consultó con un equipo de especialistas en hematopatología porque los orangutanes comparten aproximadamente un 96% de los genes con los seres humanos. Ya se ha probado el tratamiento con otros animales, pero nunca con orangutanes.

Esta orangután tiene una hermana gemela que se llama Pumpkin (calabaza).