Solo nos quedan 1.000 años en el planeta Tierra, según Hawking