Un coral invasor en Mojácar, Almería
Investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) han descubierto, en un acantilado en Almería, un ecosistema natural invadido por una especie exótica de coral. El estudio ha sido publicado en la revista Coral Reefs. Es la primera vez que se observa una comunidad dominada por la especie Oculina patagonica en la región. Este coral invasor cubre el 55% del sustrato que se ha estudiado, la cifra más elevada descrita hasta el momento.

El coral, presumiblemente originario del suroeste atlántico, ha causado un cambio de fase en la comunidad infralitoral más superficial de Torre del Pirulico, en Mojácar. Este coral fue descubierto, por primera vez en el Mediterráneo, en el año 1966. Desde entonces no ha dejado de extenderse. En los fondos rocosos someros de la costa española es muy abundante. Cubre entre el 10 y el 15% del sustrato rocoso somero de la reserva marina de Cabo de Palos e Islas Hormigas, en Murcia.

La especie ya había sido descrita como la mayoritaria en zonas como diques de puertos o rompeolas, pero, hasta ahora, nunca había dominado hábitats naturales mejor conservados, como el acantilado de la Torre del Pirulico, donde se ha llevado a cabo el estudio, explica el investigador del CSIC en el Centro de Estudios Avanzados de Blanes, Eduard Serrano.

Las colonias de este coral invasor miden hasta 70 centímetros de diámetro y se han encontrado también muchas colonias pequeñas, de menos de un centímetro de diámetro, lo que significa que la población se está reproduciendo eficazmente.

Además del coral, hay una alfombra de algas poco densas y con una altura inferior a un centímetro. No se han encontrado erizos de mar, lo que podría indicar que la erosión de la pared que provoca la abrasión de la arena cuando hay oleaje es la causa principal de que Oculina patagonica disponga de espacio libre para colonizar el ecosistema.