Compartir

Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas

 
Por Mª Belén Acosta, Técnica en jardinería y recursos naturales y paisajísticos. 14 noviembre 2019
Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas

Las plantas suculentas son muy populares en jardinería gracias al toque exótico y llamativo de sus formas, que resultan muy características y distinguibles de otros tipos de plantas pese a su enorme variedad. Además, suelen gustar mucho porque, en realidad, son bastante fáciles de cuidar.

En este artículo de EcologíaVerde vamos a centrarnos en las suculentas colgantes, sus tipos, cuidados principales y cómo reproducirlas. Si te interesa conocer a estas plantas tan decorativas quédate con nosotros en esta guía con consejos y fotos.

Tipos de suculentas colgantes

Hay una gran cantidad de suculentas de tipo colgante, pero estas son algunas de las más comunes y usadas en la decoración de jardines, terrazas, balcones y también para el interior de los hogares.

  • Rhipsalis
  • Planta rosario
  • Cola de burro
  • Collar de corazones


En este otro post puedes descubrir más Tipos de suculentas.

Rhipsalis

Las rhipsalis forman un tipo de cortinas con sus tallos que quedan muy vistosas y decorativas. Estas plantas, que son plantas epífitas, se adhieren a la corteza de otros árboles y absorben la humedad ambiental. Por ello, necesitan de una humedad alta en el aire más que de un riego abundante. Hay cerca de 60 variedades de rhipsalis, por o que hay mucho donde escoger entre este tipo de plantas suculentas colgantes.

Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas - Rhipsalis

Planta rosario

De nombre científico Senecio rowleyanus, esta perenne colgante tiene unos tallos largos y finos, que cuentan con gran cantidad de hojas esféricas o cilíndricas, que es donde almacena el agua. También es muy llamativa, y de cuidados muy básicos. Necesita temperaturas templadas, una buena cantidad de luz y riegos moderados y sin excesos, siendo este último punto el más importante.

Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas - Planta rosario

Cola de burro

La Sedum morganianum es otra de las suculentas colgantes más bonitas y usadas. Sus hojas de verde grisáceo se agrupan en racimos que cuelgan de sus largos tallos, de ahí el nombre que recibe. En los meses cálidos dan a veces unas pequeñas flores y también es una planta muy resistente y poco exigente. Hay que tener mucho cuidado con los excesos de riego y, además, precisa de trasplantes ocasionales.

Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas - Cola de burro

Collar de corazones

Se la llama también Ceropegia woodii o enredadera rosario. Esta planta, que tiene su origen en el sur de África, resulta característica por sus hojas carnosas, con forma de corazón, que al exponerse al sol adquieren tonos rojizos o rosáceos. En los meses cálidos da lugar a menudas flores muy llamativas, que casi parecen de cera. Puede crecer tanto al sol como en semisombra, y requiere de pocos riegos, como la mayoría de crasas.

Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas - Collar de corazones

Cuidados de las suculentas colgantes

Es muy difícil hablar en general de todas las suculentas colgantes, ya que aunque muchas de ellas comparten características, no todas vienen del mismo tipo de climas. Aquí vamos a hablar de los cuidados de las de clima seco, que son la mayoría de ellas. Sin embargo, hay especies de crasas tropicales, como es el caso de muchas epífitas, que necesitan otro tipo de condiciones. Ante la duda, consulta los cuidados de tu especie en concreto. Una vez aclarado esto, podemos explicar de forma general los principales cuidados de las plantas suculentas:

Clima y luz del sol

la mayoría de crasas provienen de climas desérticos o muy calurosos, por lo que tienden a soportar bastante bien las condiciones de sequía y de exposición al sol.

Riego de las suculentas colgantes

Por contra, el exceso de riego es el principal peligro para la mayoría de estas plantas, que puede pudrir sus raíces y matarlas. Riega tus suculentas solo cuando el sustrato se haya secado, y no lo hagas nunca hasta encharcar.

Abono

Además, en sus periodos de crecimiento puedes abonarlas una vez al mes con abono orgánico o específico. Esto no es necesario habitualmente, pero la planta lo agradecerá. Evidentemente, cuando las macetas se queden pequeñas necesitarás trasplantarlas, aunque rara vez será necesario hacerlo cada año.

Puedes conocer más sobre Cultivar plantas crasas o suculentas en este otro post.

Reproducir suculentas colgantes

Las suculentas colgantes se reproducen igual que el resto de suculentas. Gracias a la facilidad que tienen estas plantas para producir hijos en la base de sus tallos, o de reproducirse por esquejes, propagar estas plantas resulta muy sencillo y cómodo. Simplemente, sigue estos pasos para reproducir plantas suculentas colgantes:

  1. Toma uno de los hijos que la planta produce en la base de sus tallos principales, sácalo procurando no dañar sus raíces (puedes usar un tenedor con cuidado) y plántalo en una maceta adecuada.
  2. Si la planta no produce hijos, el esqueje de un tallo servirá. Córtalo siempre con herramientas desinfectadas, y dale unos días para que la herida cierre, a la sombra, antes de plantarlo de nuevo en sustrato para suculentas.
  3. Riega pulverizando al principio, y reduce los riegos conforme la planta se asiente. Y listo, ¡ya tienes tu nueva planta!

Si deseas ampliar esta información sobre Cómo reproducir las plantas suculentas y cultivarlas, te aconsejamos echarle un vistazo a nuestra guía que puedes encontrar en este enlace.

Si deseas leer más artículos parecidos a Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultivo y cuidados de las plantas.

Escribir comentario sobre Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas

¿Qué te ha parecido el artículo?

Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas
1 de 5
Suculentas colgantes: tipos, cuidados y cómo reproducirlas

Volver arriba