Compartir

Las plantas más raras del mundo y sus nombres

Las plantas más raras del mundo y sus nombres

A pesar de que cuando pensamos en plantas lo primero que nos viene a la cabeza son los árboles y las hierbas, el mundo vegetal es uno de los más ricos que podemos encontrar en la biología de nuestro planeta. De hecho, más allá de las plantas que podemos considerar como las más "normales", existe todo un mundo de especies extrañísimas y que, a simple vista, pueden parecer sacadas de una película de terror por sus formas y colores. Si quieres descubrir algunas de las plantas más raras del mundo y sus nombres, sigue leyendo EcologíaVerde y te las descubrimos.

También te puede interesar: 30 nombres de frutas tropicales raras

Plantas parasitarias

Este tipo de plantas se caracterizan por no producir la fotosíntesis por sí mismas, lo que hace que tengan que absorber los nutrientes y la energía de otras plantas, a las que parasitan para poder sobrevivir. Algunos de los ejemplos más llamativos son los siguientes:

Rafflesia arnoldii

Se trata de una planta que se limita, prácticamente, a una flor que tiene un diámetro superiora a los 100 cm y que puede llegar a pesar más de 10 kg. No tiene tallo y apenas cuenta con raíces. Su característica más llamativa es que es una planta parasitaria. Al carecer de raíces y hojas, obtiene sus nutrientes y energía del árbol al que está adherida. La planta de la imagen principal con una flor roja enorme es una Rafflesia arnoldii.

Hydnora africana

Se trata de una planta que crece bajo tierra con excepción de su flor, que surge desde el suelo y genera un olor a heces para atraer a los insectos polinizadores de la zona, tales como los escarabajos. Se trata de una planta que carece de hojas, por lo que parasita las raíces de las plantas cercanas y toma de ellas tanto los nutrientes como la energía que necesita. La planta de la imagen de abajo es una Hydnora africana.

Plantas parasitarias

Plantas raras que se mueven

Sin duda, al hablar de plantas que se mueven todo el mundo pensará primero en los girasoles, por ser la más conocida de todas. Sin embargo, existen otras plantas con capacidad móvil mucho menos famosas pero igual de interesantes:

Selaginella lepidophylla

También conocida como siempre viva, planta de la resurrección o rosa de Jericó. Se trata de una planta original del desierto de Chihuahua. Su principal característica es su capacidad de sobrevivir a la sequía. Para ello, cuenta con la capacidad de envolverse sobre sí misma y entrar en un modo de "hibernación" cuando no tiene acceso al agua. Puede permanecer en este estado durante años y, cuando vuelven las lluvias, recupera su aspecto y metabolismo normales.

Mimosa pudica

También denominada como mimosa sensitiva o, simplemente, mimosa. Se caracteriza por que sus hojas se cierran cuando siente el contacto de un animal u otro objeto móvil. Esto lo hace para protegerse de posibles ataques. Pasados unos cuantos minutos, las hojas vuelven a su estado original como si nada hubiera pasado. En la imagen de abajo podemos ver una Mimosa pudica que recoge sus hojas al sentir el tacto de la mano.

Plantas raras que se mueven

Árboles gigantes

Aunque no son plantas estrictamente hablando, vale la pena incluirlos en esta lista de las plantas más raras del mundo y sus nombres. En este caso, la extrañeza de estos árboles procede principalmente de su gran tamaño, que destaca por encima de cualquier otro tipo de árbol que estemos acostumbrados a ver en nuestro día a día:

Sequoiadendron giganteum

Se le conoce más como secuoya gigante y está considerado como el árbol más alto y grande del mundo, lo que le hace también el vegetal más grande. Estos árboles de Norteamérica alcanzan alturas que van desde los 50 metros hasta los 85 metros en los casos más grandes, y sus troncos pueden llegar a alcanzar hasta los 7 metros de diámetro. Se trata de árboles que tardan mucho en crecer. De hecho, los ejemplares más jóvenes no producen semillas hasta pasados los 20 años de edad, lo que dificulta considerablemente su reproducción. En la foto de abajo podemos ver sequoias y apreciar el tamaño comparándolas con una persona y un perro.

Adansonia digitata

Más conocidos como baobabs, se trata de un árbol gigante que se crece en África. Se caracteriza por tener un tronco muy grueso que crece normal en dirección vertical pero, al final de este, se extienden multitud de ramas mucho más estrechas que parecen desproporcionadas con el resto de su cuerpo.

Árboles gigantes

Plantas raras que son carnívoras

Existen una gran variedad de plantas carnívoras y, sin duda, son uno de los tipos de plantas más extrañas que podemos encontrar en la naturaleza. Aunque la venus atrapamoscas es la más famosa de ellas, también podemos encontrar algunos ejemplos mucho menos conocidos:

Aldrovanda vesiculosa

Se trata de una planta carnívora que, además de alimentarse de insectos, tiene la característica de crecer en la superficie de aguas estancadas o muy tranquilas. Cada una de sus hojas termina en una trama con una serie de vellosidades que actúan como sensores y, cuando un insecto los toca, la trampa se activa capturándolo.

Cephalotus follicularis

Se la conoce más como jarra de Australia. Se caracteriza porque, a diferencia de lo que sucede con otras plantas carnívoras, en este caso la trampa no crece a partir de una hoja, sino que es un órgano independiente. La trampa tiene forma de jarrón alargado o saco que, en tiempos de poca humedad, se cierra para que los líquidos digestivos no se evaporen. En la foto de abajo podemos ver una planta Cephalotus follicularis.

Plantas raras que son carnívoras

Si deseas leer más artículos parecidos a Las plantas más raras del mundo y sus nombres, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Curiosidades de la naturaleza.

Escribir comentario sobre Las plantas más raras del mundo y sus nombres

¿Qué te ha parecido el artículo?

Las plantas más raras del mundo y sus nombres
1 de 5
Las plantas más raras del mundo y sus nombres

Volver arriba