Compartir

Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo

 
Por Mª Belén Acosta, Técnica en jardinería y recursos naturales y paisajísticos. 2 diciembre 2019
Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo

Las suculentas son uno de los tipos más llamativos y bonitos de plantas que se pueden tener en casa. Son muchos sus fans, y es que estas plantas, que además acostumbran a ser bastante resistentes, ofrecen una enorme variedad de formas y también de colores.

Sin embargo, en ellas es muy necesario realizar un trasplante cada dos o tres años, aproximadamente, y no siempre es fácil llevarlo a cabo. Si quieres aprender cuándo y cómo trasplantar suculentas, acompáñanos en este artículo de EcologíaVerde.

Cuándo trasplantar suculentas

Lo primero que debe decirse aquí es que no todas las suculentas mantienen una relación proporcional entre el tamaño de la planta y el de su maceta, así que este puede no ser un método efectivo para saber cuándo una planta suculenta necesita un trasplante. Hay suculentas que pueden estar sin ningún problema en recipientes con bastante menos volumen que ellas mismas y, de hecho, una maceta demasiado grande no les haría ningún bien.

Por ello, a la hora de trasplantar una suculenta no hay que mirar la parte aérea de la planta, sino todo lo contrario: sus raíces. Pero, ¿cómo podemos verlas si están bajo tierra?, diréis algunos. Es muy sencillo: levanta la maceta o tiesto y observa. Si las raíces de la planta están saliéndose por los agujeros de drenaje, es que la suculenta ya necesita una maceta mayor. Prepara un nuevo recipiente un poco más grande que el anterior, pero solo un poco, o la planta acumulará más humedad de la que necesita.

Hay otro detalle muy importante a tener en cuenta a la hora de trasplantar una suculenta, y es que no debes hacerlo nunca en invierno. Es preferible que la planta aguante los meses de frío en una maceta demasiado pequeña, que arriesgarse a trasplantarla en ese momento. Las suculentas tienden a desarrollar un sistema radicular muy extenso, y es muy fácil que en el trasplante alguna raíz se dañe. Esto, que muy rara vez supone un problema para la planta en los meses cálidos, en invierno puede provocar que se acumule humedad y frío en la zona, pudriendo las raíces de tu suculenta a partir de la pequeña herida formada.

Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo - Cuándo trasplantar suculentas

Cómo trasplantar suculentas - pasos

Para conseguirlo con éxito, lo que necesitarás, una vez ya tengas el nuevo recipiente a mano, es seguir estos pasos para trasplantar suculentas:

  1. Suelta la planta de su actual maceta. Si la maceta es de plástico será muy sencillo hacerlo: limítate a cortarla o a apretarla. Si no, da pequeños golpes en los laterales de la maceta para soltar la tierra y raíces de sus paredes, y cuela un lápiz o palo por los agujeros de drenaje no obstruidos para soltar un poco la tierra. Todo esto se hace para no tener que tirar nunca de la planta al sacarla, lo que puede provocarle severas lesiones. Además, recuerda usar guantes gruesos de jardinería si la planta tiene espinas.
  2. Prepara la nueva maceta, la cual es vital que tenga agujeros de drenaje, si no los tiene al comprarla hazlos con cuidado. Cubre la parte inferior con un lecho de piedras gruesas que ayude a mantener libres esos agujeros y a mejorar el drenaje, y usa sustrato para suculentas, a poder ser enriquecido con fertilizante de lenta liberación.
  3. Trasplanta la suculenta: si se trata de una planta completa, simplemente colócala en su nuevo recipiente, con la parte verde un par de centímetros por debajo del borde de la maceta, y añade el sustrato necesario. Si es un hijuelo de una planta suculenta, procura desenredar sus raíces en la medida de lo posible, o separarlo con mucho cuidado haciendo palanca delicadamente con un tenedor. En el caso de los hijuelos, a veces es recomendable esperar unos días tras separarlos de la planta madre para que sus posibles heridas se cierren.

Aquí puedes descubrir más consejos acerca de Trasplantar una planta: cuándo y cómo hacerlo.

Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo - Cómo trasplantar suculentas - pasos

Cuidados de las suculentas: guía básica

Como resumen, podemos decir que los cuidados generales de las plantas suculentas son los siguientes:

  • Riego: lo más importante con estas plantas es no excederse con el riego. La mayoría de ellas procede de climas desérticos o semidesérticos, y un riego excesivo provocará rápidamente que sus raíces se pudran, siendo esto letal en muchos casos. Aquí puedes conocer más consejos sobre Cómo regar las plantas suculentas.
  • Tierra o sustrato: lo más necesario aquí es que ofrezca un buen drenaje, para eliminar esos excesos de humedad.
  • Luz: casi todas ellas necesitan de una gran cantidad de luz, por lo que es necesario ubicarlas en habitaciones muy iluminadas. Sin embargo, el sol directo puede llegar a ser muy perjudicial para muchas de ellas, especialmente en los meses de verano y si es muy intenso en esa zona.

Si deseas leer más artículos parecidos a Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultivo y cuidados de las plantas.

Escribir comentario sobre Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo

¿Qué te ha parecido el artículo?

Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo
1 de 3
Trasplantar suculentas: cuándo y cómo hacerlo

Volver arriba