Compartir

Cómo sembrar y plantar la albahaca

Por Mª Belén Acosta, Técnica en jardinería y recursos naturales y paisajísticos. Actualizado: 10 octubre 2019
Cómo sembrar y plantar la albahaca

La Ocinum basilicum, llamada habitualmente albahaca, es una planta aromática originaria de algunas regiones tropicales de Asia que lleva milenios siendo cultivada por la mano del hombre. Se trata de una planta muy utilizada, tanto culinariamente como con fines medicinales, y cuyo uso se ha extendido actualmente por prácticamente todo el mundo.

Si quieres aprender cómo sembrar y plantar la albahaca para cultivarla en casa, sigue leyéndonos en este artículo de EcologíaVerde en el que te mostramos una guía práctica para ello.

Cómo sembrar la albahaca - paso a paso

Para tener esta planta en casa desde cero, primero toma nota de cómo plantar las semillas de albahaca para que crezcan. Si quieres plantar las semillas de albahaca, lo recomendable es hacerlo en semilleros. Es posible sembrarla directamente en tierra o maceta, pero sus oportunidades de crecer serán mucho mayores en un semillero con los cuidados adecuados.

  1. Prepara un semillero con sustrato para semilleros, puedes comprarlo o hacerlo tú mismo con alguna de las mezclas ecológicas que nosotros mismos recomendamos en nuestra página, como el de fibra de coco y humus de lombriz, que puedes encontrarlos en estos enlaces Fibra de coco para plantas: propiedades y cómo hacerla y Cómo hacer humus de lombriz.
  2. Distribuye las pequeñas semillas de albahaca por el sustrato, espaciadas entre sí unos 2 cm aproximadamente.
  3. Riega con cuidado con una regadera de chorros finos, evitando así que la propia agua desplace las semillas o las entierre. Riega para mantener el sustrato del semillero húmedo pero nunca encharcado.
  4. Ubícalo donde reciba abundante luz natural pero no corrientes de aire, de las que debes mantenerlo protegido. Además, la temperatura del entorno en que el semillero esté situado no debe caer nunca por debajo de los 15ºC.
  5. Con el tiempo, verás cómo las semillas van cambiando de color, adoptando un tono azulado, para pocos días después empezar a germinar. Entre 20 y 30 días después de la siembra, cuando las plántulas ya tienen entre 4 y 6 hojas verdaderas, la albahaca estará lista para su trasplante.
Cómo sembrar y plantar la albahaca - Cómo sembrar la albahaca - paso a paso

Cómo plantar la albahaca - consejos

Una vez terminado el proceso de germinar la albahaca, puedes pasar a trasplantarla a una maceta mayor o al exterior. Para conocer cómo plantar la albahaca, es decir cómo trasplantar sus plántulas o la planta pequeña, sigue estos consejos:

  • Debes realizar el trasplante con mucho cuidado, llevando las pequeñas plántulas de albahaca junto a su cepellón, sin retirarles la tierra ni dañarles las raíces.
  • Si están muy pegadas entre sí puedes trasplantarlas en pequeños grupos de golpe, cogiendo cepellones mayores para asegurarte de no dañarlas.
  • Para la nueva maceta o zona de exterior puedes utilizar sustrato universal o de plantas de exterior, aunque vale la pena añadirle un 10% de tierra de campo de textura arcillosa. Se recomienda, además, un pH levemente ácido, de entre 5,7 y 6,2.

Cómo cuidar la albahaca y cultivarla

Los cuidados de la albahaca son bastante básicos, ya que se trata de una planta muy poco exigente.

Ubicación

Cuando se habla de cómo cuidar de una planta de albahaca, lo más importante es mantenerla en una ubicación con una temperatura lo más estable posible y, sobre todo, lejos de las corrientes de aire fuertes.

Temperatura

Dado que se trata de una planta de origen tropical, la albahaca detiene su crecimiento cuando se encuentra en temperaturas bajas, así que no deberías exponerla a temperaturas por debajo de los 15 ºC.

Luz para la planta de albahaca

Respecto a la iluminación, ponla en un sitio donde reciba abundante luz natural, pero ten cuidado si el sol es muy fuerte en tu zona, ya que un exceso de luz solar directa e intensa podría llegar a secarla. En ese caso, lo mejor es buscarle una ubicación de semi-sombra, especialmente en verano.

Cómo regar la albahaca

Además, debes regar esta planta siempre que notes el sustrato o la tierra secos. Riega regularmente, pero sin abusar de las cantidades, ya que un encharcamiento nunca es beneficioso para la planta. En los meses más calurosos, se recomienda hacer un riego moderado dos veces al día.

Abono y poda

También puedes abonar tu albahaca una vez al mes. Te recomendamos utilizar abono natural y ecológico, como el humus de lombriz o el compost.

Esta planta debe ser podada. Para saber cómo podar la albahaca, recorta con cuidado sus tallos más largos cada dos o tres semanas, dándole una forma tupida pero de tamaño controlado. Además, a menos que quieras conseguir semillas es bueno que elimines las flores.

Además, para completar estos conocimientos, te recomendamos la lectura de esta otra Guía de cuidados de la albahaca en maceta.

Cómo sembrar y plantar la albahaca - Cómo cuidar la albahaca y cultivarla

Cómo conservar la albahaca

Para mantener la albahaca fresca, lo mejor es congelarla. Para ello, es necesario guardar las hojas, limpias y secadas, en un envase hermético y guardarlo en el congelador. También puedes congelar la albahaca como parte de una salsa pesto, triturada y mezclada con aceite de oliva y sal.

Otra opción, si no quieres congelarla, es guardarla en agua, pero lejos de la luz directa del sol. Así puedes alargar la vida de las hojas hasta una semana aproximadamente, sin afectarlas tanto como si las congelaras.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo sembrar y plantar la albahaca, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultivo y cuidados de las plantas.

Escribir comentario sobre Cómo sembrar y plantar la albahaca

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
MARIA BERTHA
SE PUEDE REPRODUCIR POR ESQUEJE
LA PONES EN AGUA Y DÍAS LE APARECEN RAÍZ
Y YA DE AHÍ LA PUEDES TRASPLANTAR.

Cómo sembrar y plantar la albahaca
1 de 3
Cómo sembrar y plantar la albahaca

Volver arriba