Compartir

Por dónde y cómo respiran los insectos

Por Javier Sánchez, Biólogo. 4 junio 2019
Por dónde y cómo respiran los insectos

Todo ser vivo, tanto animal como vegetal, debe poseer un sistema respiratorio que le permita mantenerse vivo, ya que la oxigenación del cuerpo es uno de los procesos más elementales de la vida. Como todo organismo, los insectos también poseen uno de estos sistemas, aunque es completamente diferente a los de los seres vertebrados, como el ser humano.

En este artículo de EcologíaVerde veremos por dónde y cómo respiran los insectos, tanto siendo adultos como en sus fases larvarias.

También te puede interesar: 16 animales que respiran por la piel

Por dónde respiran los insectos - tipos de respiración

Los insectos no tienen pulmones como los mamíferos, ni branquias como los peces, sino que poseen un sistema respiratorio formado por tráqueas, con las que llevan el oxígeno de forma directa hacia los tejidos. La respiración traqueal se basa en un sistema formado por una compleja red de tubos delgados, que se llaman tráqueas, y que recorren el organismo completo del insecto.

Los espiráculos son una especie de poros que sobresalen hacia el exterior de las tráqueas más gruesas. Estos espiráculos se localizan a nivel abdominal y del tórax y están protegidos por pequeños pelos que evitan que pequeñas partículas o microorganismos penetren en las tráqueas. A la entrada de los espiráculos se localizan anillos especiales que se abren y se cierran dejando entrar el aire. Las tráqueas más superficiales son las que se engrosan, mientras que las más internas se vuelven cada vez más delgadas hasta formar traqueolas. Según la especie de insecto, puede usar unos espiráculos para inhalar y otros para exhalar o los dos para ambas cosas.

Otros tipos de respiración animal

Por ejemplo, la respiración cutánea, donde los animales utilizan su tegumento para realizar el proceso de intercambio gaseoso. Para que se de este tipo de respiración, la piel debe ser delgada y estar humedecida. Poseen respiración cutánea los anélidos como lombrices o las sanguijuelas, anfibios como las ranas, sapos o salamandras y equinodermos como los erizos o las estrellas marinas.

Otro tipo es la respiración branquial, en la que el proceso se da en las branquias, que pueden ser externas o internas. Consisten en unas membranas con las que los animales marinos consumen el oxígeno del agua, aunque previamente el agua entra por la boca y es absorbido por los vasos sanguíneos situados en las branquias. La respiración branquial se encuentra en la mayoría de peces.

El último tipo de respiración es la respiración pulmonar, en la que el oxígeno captado por la nariz pasa por la faringe, la laringe, tráquea, bronquios y bronquiolos, hasta llegar a los sacos alveolares, donde el oxígeno ya se difunde a los capilares de alrededor.

Por dónde y cómo respiran los insectos - Por dónde respiran los insectos - tipos de respiración

Cómo respiran los insectos

Como ya hemos indicado, los insectos tienen una respiración traqueal, que consiste en un sistema de tubos conectados directamente con las células del cuerpo por el que les llega el oxígeno captado. Una característica de los insectos es que tienen un sistema circulatorio abierto en el que la sangre circula muy lentamente, aportando una gran cantidad de oxígeno al cuerpo. El proceso de la respiración de los insectos explicado de forma sencilla es este:

  1. El oxígeno entre en el cuerpo del insecto a través de los espiráculos.
  2. Este oxígeno que ha penetrado en el organismo recorre este sistema de tubos hasta llegar a cada tejido del organismo, donde el oxígeno se intercambia hacia las células y el dióxido de carbono hacia los tubos al mismo tiempo.
  3. El intercambio tiene lugar por difusión entre compartimentos con distintas concentraciones de gas hasta conseguir nivelarlas.
  4. A partir de este oxígeno las células realizan su metabolismo y generan dióxido de carbono, que pasa por difusión hacia las tráqueas y se elimina del organismo.
Por dónde y cómo respiran los insectos - Cómo respiran los insectos
Imagen: Slideshare

Cómo respiran los insectos acuáticos

El oxígeno es un gas abundante en el aire (sus niveles llegan a las 200.000 partes por millón), pero no en el agua (sus niveles llegan a los 15 ppm). Esto representa un gran inconveniente para la respiración, sin embargo muchos insectos habitan en el agua durante algunas etapas de su vida. La mayor parte de los insectos pueden sobrevivir largos ratos bajo el agua cerrando sus espiráculos y disminuyendo su metabolismo, pero algunos poseen adaptaciones.

Muchos insectos acuáticos poseen branquias traqueales, que son pequeñas estructuras de las tráqueas que les permiten extraer más oxígeno del agua del que obtienen habitualmente. Normalmente, estas branquias se encuentran en el abdomen, salvo algunas excepciones, como algunos plecópteros (branquias anales) o larvas de libélula (branquias rectales).

Algunos insectos acuáticos usan pigmentos respiratorios para extraer el oxígeno, como las larvas de mosquitos no picadores (quironómidos), que poseen hemoglobina, como los que se pueden ver en la imagen de abajo.

Otros mantienen una conexión con el aire externo a través de una estructura que semeja un tubo de buceo. Algunas larvas de mosquito se aprovechan del oxígeno que algunas plantas acuáticas almacenan en sus vacuolas. Incluso existen algunos escarabajos que portan una burbuja de aire temporal con ellos.

Por dónde y cómo respiran los insectos - Cómo respiran los insectos acuáticos

Si deseas leer más artículos parecidos a Por dónde y cómo respiran los insectos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Curiosidades de los animales.

Escribir comentario sobre Por dónde y cómo respiran los insectos

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
eddy snaider
como es la sangre de los insectos, me parecio de mucha ensenanza el articulo gracias

Por dónde y cómo respiran los insectos
Imagen: Slideshare
1 de 4
Por dónde y cómo respiran los insectos

Volver arriba