Compartir

Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer

 
Por Mª Belén Acosta, Técnica en jardinería y recursos naturales y paisajísticos. 3 diciembre 2020
Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer

Con la llegada de las Navidades, es común ver esas bonitas plantas de brácteas de vivo rojo que florecen en esta misma época. En efecto, hablamos de la flor de Pascua, Poinsettia, poinsetia, planta de Navidad, flor de Navidad, planta navideña, flor navideña, planta de Nochebuena o Euphorbia pulcherrima, la reina indiscutible de esta época del año.

Sin embargo, la poinsetia es una flor difícil de cuidar en algunos aspectos, motivo por el que muchas personas creen que se trata de una planta de temporada cuando, en realidad, podemos hacer que sobreviva a su floración durante varios años con los cuidados adecuados. Por ejemplo, un síntoma habitual de que la planta no está bien es verla con las hojas lacias. Si tienes una flor de Pascua con las hojas mustias o que parece estar pasándolo mal, esta guía de EcologíaVerde es para ti. Acompáñanos, y aprende por qué la flor de Pascua está con las hojas caídas y qué hacer para poder recuperarla.

También te puede interesar: Cómo hacer esquejes de la flor de Pascua

Por qué mi flor de Pascua tiene las hojas caídas

Hay varios motivos por los que una flor de Navidad puede mostrar las hojas caídas o lacias. Estas son las posibles razones que responden a tu duda sobre por qué mi planta de Navidad tiene las hojas caídas:

  • La primera de ellas es la más evidente y natural, esta planta pierde las flores y hojas tras su floración, lo que tiende a ocurrir alrededor de febrero en el hemisferio norte. Si ves que en estas fechas tu poinsetia pierde las hojas, no te preocupes: se trata de su ciclo natural. Necesitará cuidados y una poda adecuada para poder recuperarse bien en la próxima temporada, pero no ocurre nada de lo que tengas que preocuparte.
  • Una flor de Pascua con las hojas flácidas puede ponerse así porque su ubicación no sea la correcta y esté demasiado expuesta a corrientes de aire. Estas plantas tienden a estar mejor en interior porque no toleran la exposición a rachas de viento o corrientes continuas, que las secan en exceso.
  • Una flor de Pascua enferma puede deberse también a que se encuentra en una zona con luz insuficiente o con un ambiente demasiado seco para ella. De hecho, es muy común que estas plantas lo pasen mal y se sequen porque las ponemos en casa, en habitaciones donde están cerca de fuentes de calor como la calefacción. Las fuentes de fuentes de calor en casa les son muy perjudiciales y hay que evitar siempre tenerlas cerca de ellas.
  • Otra posibilidad es que la planta de Navidad tenga las hojas caídas y blandas por exceso de agua, que puede darse por regar la planta demasiado seguido y con mucha cantidad de agua y/o porque no tenga un buen drenaje. También notaras que nunca o casi nunca se seca sus sustrato, que entre riego y riego la tierra en realidad sigue húmeda. Hay que mirar más que la superficie del sustrato, por lo que se recomienda hundir el dedo o un palo de madera unos pocos centímetros para comprobar el grado de humedad de la tierra.
  • Por último, otro motivo por el que puedes tener una flor de Pascua con las hojas lacias, que luego pueden arrugarse o secarse, es porque la planta esté en una habitación con humos o aire sucio, a los que la planta también es sensible.
Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer - Por qué mi flor de Pascua tiene las hojas caídas

Qué hacer si mi flor de Pascua tiene las hojas caídas

Dependiendo de cuál sea la causa de las enfermedades de la flor de Pascua o su malestar, las medidas a tomar serán diferentes. Estos son algunos consejos sobre qué hacer si la flor de Pascua tiene las hojas lacias:

  • Cuando queremos saber cómo recuperar una flor de Pascua con las hojas caídas por un exceso de sequedad en el ambiente, como el que se dará habitualmente en hogares que tienen la calefacción puesta muchas horas, hay que intentar rehidratar la planta. Para esto, lo primero será apartarla de corrientes de aire, posibles zonas con humos y fuentes artificiales de calor, pues resecan el ambiente, tanto como se pueda. Después, ayúdate de un pulverizador o atomizador de agua, y pulveriza ligeramente sus hojas verdes, pero nunca las brácteas rojas, que no deben mojarse. Esto aportará algo de humedad a la planta para recuperarse. Puedes repetir el proceso cada 24 o 48 horas, siempre sin encharcarlas ni tenerlas constantemente mojadas.
  • Otro caso es el de la flor de Pascua mustia por exceso de agua. La poinsetia necesita de un sustrato con un drenaje lo mejor posible, así como de una maceta con agujeros que elimine el exceso de agua. Si tu maceta no tiene estos requisitos o la has regado demasiado, acumulará un exceso de humedad que puede acabar con la planta. Recuerda que la flor de Navidad debe regarse desde un plato bajo la maceta, la técnica del riego por inmersión, que debes dejar durante unos 15-20 minutos para después retirarlo, así evitarás que la parte aérea de la planta acumule una humedad que no le conviene. Aquí te contamos Cada cuánto y cómo regar la flor de Pascua. Si ves que la flor de Pascua está ahogada porque tiene las hojas caídas y la tierra empapada, tendrás que trasplantar la planta de Navidad para cambiar el sustrato, quitando el que está encharcado y usando uno nuevo. Coloca la planta en una nueva maceta con un buen drenaje y con más sustrato nuevo y no la riegues hasta pasados unos pocos días si ves que ya se ha ido recuperando del exceso de agua. En este otro artículo te contamos con detalle Cómo trasplantar la flor de Pascua.
  • Puede que te encuentres ante una planta con muy mal aspecto o que parece ya muerta, pero que en realidad siga viva y con posibilidades de salvarse. En casos muy graves, será necesario aplicar una poda muy agresiva, dejando solo una tercera parte de los tallos de la planta, dejándoles algún nudo en cada uno, y aplicar pasta cicatrizante en los cortes. Esto último es muy importante para evitarle enfermedades a la planta y, además, puedes elaborar la tuya en casa con muy poco esfuerzo y de forma totalmente ecológica y muy económica. Además, es necesario también desinfectar a conciencia la herramienta de poda antes de utilizarla, y asegurarse de que está adecuadamente afilada. En este otro post halamos acerca de Cuándo y cómo posar la flor de Pascua.
Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer - Qué hacer si mi flor de Pascua tiene las hojas caídas

Cuidados de la flor de Pascua

Aquí te explicamos los cuidados básicos de la flor de Pascua:

  • Riego de la flor de Pascua: cada 72 horas aproximadamente, cuando el sustrato se seque y desde plato.
  • Ubicación: protegida de corrientes de viento y de fuentes de calor.
  • Luz: ponla cerca de alguna ventana soleada, cuidado con el efecto lupa, especialmente al regar.
  • Abono: dos veces al año, en otoño y primavera.
  • Poda y trasplante: en febrero, cada año.

En este otro post hablamos más sobre los Cuidados de la flor de Pascua y también acerca de Cómo hacer que la flor de Pascua se ponga roja.

Si deseas leer más artículos parecidos a Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultivo y cuidados de las plantas.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer
1 de 3
Flor de Pascua con las hojas caídas: por qué y qué hacer

Volver arriba